El Gobierno designó a Kreckler nuevo embajador en Brasil

Brasilia le dio el plácet en el mismo día; la Presidenta le encomendó nivelar el comercio
Martín Dinatale
(0)
8 de noviembre de 2011  

En tiempo récord y con la firme intención de enviar una clara señal hacia su par Dilma Rousseff, la presidenta Cristina Kirchner designó ayer al secretario de Comercio y Relaciones Económicas de la Cancillería, Luis María Kreckler, nuevo embajador ante Brasil.

El Gobierno informó ayer a las 12.30 la designación de Kreckler al embajador de Brasil en Buenos Aires, Enio Cordeiro, y a las 14.30 ya estaba otorgado el plácet por parte de Itamaraty. Esta celeridad, poco habitual en el ámbito diplomático, dio lugar a muchas lecturas políticas.

Por un lado, fuentes calificadas de la Cancillería aseguraron que la Casa Rosada quiso emitir una firme señal de que Brasil seguirá siendo el principal socio comercial de la Argentina y que quiere cuidar mucho ese vínculo para el segundo mandato de Cristina Kirchner. Pero a la vez, en el Gobierno advirtieron a La Nacion que la designación de Kreckler contempla una orden precisa de la jefa del Estado: nivelar la balanza comercial con Brasil, que hoy es negativa para la Argentina.

En 2010, las importaciones desde el vecino país fueron por 17.638 millones de dólares, mientras que las exportaciones argentinas a ese país fueron por US$ 14.420 millones. Hubo un rojo para la Argentina de US$ 3218 millones. Las importaciones de este año crecieron un poco más y esto generó tensiones con el gobierno de Rousseff. Hasta hace menos de un mes, Brasil frenó el ingreso de autos argentinos en respuesta a la aplicación de barreras comerciales para sus productos por parte del gobierno de Cristina Kirchner.

"La intención de la Presidenta es designar a Kreckler para revertir la balanza comercial y mejorar la relación comercial con Brasil", explicó un funcionario de la Casa Rosada que viajó a la cumbre del G-20 en Cannes, donde Cristina Kirchner habría terminado de definir la designación.

El actual embajador argentino en Brasilia, Juan Pablo Lholé, llevaba ocho años en su cargo y tenía una relación un tanto desgastada con la Casa Rosada. Hacia dentro, la designación de Kreckler fue también un mensaje para el ministro de Planificación Julio De Vido, que es mencionado como posible jefe de Gabinete desde el 10 de diciembre. Kreckler tiene muy buena relación con De Vido.

La designación de Kreckler pareció también ser un mensaje de continuidad de Héctor Timerman como canciller, ya que el futuro embajador en Brasil figuraba como uno de sus eventuales reemplazantes. Esta señal también contemplaría un guiño a la agrupación La Cámpora, ya que la subsecretaria de Desarrollo de Inversiones, Cecilia Naón, que comulga con el movimiento juvenil creado por Máximo Kirchner, sería la eventual reemplazante de Kreckler en la Secretaría de Comercio.

Para las relaciones con Brasil la llegada de Kreckler fue una señal positiva. El embajador Cordeiro expresó a La Nacion que Brasil recibió "con mucha satisfacción" su designación porque eso ratifica la buena sintonía que hay con la Argentina. El enviado de Rousseff en Buenos Aires admitió que en la relación entre Brasil y la Argentina "hay tensiones naturales que reflejan el elevado nivel de vínculos comerciales que existen". Pero evaluó que designar como embajador a un diplomático cuya formación profesional transcurrió en Brasil es "un buen síntoma de que vamos por buen rumbo".

PERFIL

LUIS MARIA KRECKLER

Designado embajador en Brasil


Profesión : sociólogo

Edad : 57 años

Origen : Argentino

Kreckler es diplomático de carrera y hasta ahora se desempeñaba como secretario de Comercio y Relaciones Económicas de la Cancillería. A lo largo de su carrera diplomática recibió condecoraciones de Chile, Perú, España, Francia y Alemania, entre otros. Es sociólogo e hizo sus estudios secundarios y parte de sus estudios universitarios en Brasil. Tiene muy buena relación con el ministro de Planificación, Julio De Vido.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.