Suscriptor digital

Juraron los 30 nuevos miembros de una legislatura heterogénea

Se incorporaron figuras de otros ámbitos, como Susana Rinaldi y el rabino Sergio Bergman
(0)
7 de diciembre de 2011  

Con la asunción, ayer, de 30 nuevos diputados, la Legislatura porteña volvió a tener la mayoría de sus bancas dominadas por tres espacios políticos, a diferencia de la hasta ahora dispersión de bloques en manos de una decena de fuerzas. El macrismo, con 26 escaños; el kirchnerismo y sus aliados, con 14, y Proyecto Sur, con 11, serán los protagonistas que marcarán la agenda parlamentaria de los próximos dos años.

Pero no constituye ésa la única particularidad del flamante Poder Legislativo local, que, en rigor, comenzará a funcionar a partir del 10 de diciembre y no en las dos sesiones convocadas para hoy. Como nunca antes desde la autonomía de la Capital, recalarán en el recinto parlamentario figuras provenientes de diversos ámbitos sociales: el rabino Sergio Bergman, la cantante Susana Rinaldi, la activista gay María Rachid, el sindicalista Alejandro Amor y la primera mujer rectora del Colegio Nacional de Buenos Aires Virginia González Gass.

En la víspera, prestaron juramento por cuatro años de mandato los 16 macristas Bergman, Cristian Ritondo, Marina Klemensiewicz, Oscar Moscariello (vicepresidente electo de Boca Juniors), Martín Ocampo, Lía Rueda, Rogelio Frigerio (nieto del secretario del gobierno de Arturo Frondizi), Raquel Herrero, Enzo Pagani, José Luis Acevedo, Victoria Morales Gorleri, Daniel Presti, Francisco Quintana, Gabriela Seijo, Daniel Lipovetzky y Jorge Garayalde. Sumados a otros diez legisladores de Pro con mandato vigente hasta 2013, serán 26 los miembros de la bancada oficialista, dos más que los actuales 24, pero dos menos que los 28 que Mauricio Macri supo controlar al asumir en 2007.

Nueve fueron los diputados que juraron ayer tras ser electos por las tres listas colectoras que acompañaron la candidatura a jefe de gobierno de Daniel Filmus y que integrarán formalmente el futuro interbloque K, que tras los comicios de julio pasado atisbó informalmente. Juan Cabandié, Gabriela Alegre, Alejandro Amor, María Rachid y Juan Carlos Dante Gullo (Frente para la Victoria), Aníbal Ibarra y Susana Rinaldi (Frente Progresista y Popular), Gabriela Cerruti y Edgardo Form (Nuevo Encuentro) compondrán un espacio de 14 votos junto con otros cinco diputados ya en funciones.

Proyecto Sur sumó a sus actuales siete legisladores cuatro más: Pablo Bergel, Virginia González Gass, Claudia Neira y Alejandro Bodart, que serán la tercera minoría.

Respetando la representatividad de estos tres bloques mayoritarios que dominan 51 de los 60 escaños, fueron repartidos ayer los espacios institucionales de poder en la Legislatura, o sea, las tres vicepresidencias: la primera quedó para Ritondo, de Pro; la segunda, para el kirchnerista Dante Gullo, y la tercera, para Jorge Selser, de Proyecto Sur.

Finalmente, juró por la Coalición Cívica Maximiliano Ferraro, el quinto integrante de la bancada que retiene el espacio.

Los apenas cuatro legisladores restantes son radicales Claudio Presman y Rubén Campos, el denarvaísta Daniel Amoroso (unibloque) y el sindicalista del gremio de los taxistas Claudio Palmeyro (unibloque).

Gran expectativa fue depositada en el futuro desempeño de los diputados que no provienen del riñón de la política, sino de ámbitos culturales y sociales: Bergman, Rinaldi, Rachid, Amor y González Gass.

Por lo pronto, en la víspera, Rachid ya anticipó: "Esta banca estará a disposición de las organizaciones y movimientos sociales con los que hemos trabajado todos estos años y también de todas aquellas organizaciones que encontremos en el camino hacia la igualdad. Me comprometo a trabajar en la construcción de una ciudad más justa".

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?