Suscriptor digital

El fundador de Megaupload, arrestado

Una imagen de archivo Kim Schmitz en Hong Kong
Una imagen de archivo Kim Schmitz en Hong Kong Fuente: Archivo
El creador del sitio que fue dado de baja por el FBI fue encarcelado en Nueva Zelanda; "No tengo nada que esconder", dijo
(0)
20 de enero de 2012  • 17:10

El fundador de Megaupload, Kim Schmitz, y tres directivos del portal de descargas fueron encarcelados hoy de forma preventiva en Nueva Zelanda, mientras Estados Unidos tramita sus extradiciones por piratería informática.

La fiscalía estadounidense mantiene que Megaupload forma parte de una red de piratería informática mundial, controlada por una organización criminal, y que ha causado enormes pérdidas al transgredir los derechos de autor de compañías.

"No tengo nada que esconder", dijo Schmitz, el alemán de 37 años también conocido como Kim Dotcom, considerado el padre del network de "file-sharing".

Los siete arrestados, del grupo "Mega Conspiracy", son acusados de delitos informáticos que generaron 500 millones de dólares en daños.

Los detenidos, hoy en Auckland
Los detenidos, hoy en Auckland Fuente: AP

Cómo sigue la causa

Los detenidos permanecerán bajo custodia policial en Auckland hasta el lunes próximo, cuando se celebrará una nueva vista judicial para decidir la petición de libertad bajo fianza, según dictó el juez David McNaughton, de los juzgados de North Shore.

El inspector Grant Wormald, de la unidad de Crimen Financiero y Organizado de la Policía neozelandesa, explicó a la prensa que la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) se puso en contacto con ellos en 2011 y que ha sido una operación complicada porque, entre otros extremos, Schmitz no hizo fácil su arresto al parapetarse en una habitación de su casa.

"No fue algo tan fácil como llamar a la puerta", afirmó el detective.

El grupo detenido por las autoridades neozelandesas está formado por los alemanes Kim Schmitz, Mathias Ortmann y Finn Batato y el holandés Bram van der Kolk.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?