El milagro verde en La Plata

Los Mirlos, íconos de la cumbia amazónica y el despertar de un fenómeno musical
Gabriel Plaza
(0)
13 de abril de 2012  

"En 1968, Los Destellos sacan un disco de cumbia que marca un nuevo estilo, con guitarra eléctrica y temas instrumentales. Yo estaba en mi tierra, la zona de la selva norte de Moyobamba en San Martín, y cuando escuché ese sonido por primera vez me junté con mis hermanos para armar un grupo que tuviera esa influencia pero forjando algo nuestro. Queríamos llevar el sonido exótico de la selva a la selva de cemento." Del otro lado de la línea, Jorge Rodríguez Grandez relata el momento fundacional de uno de los grupos más populares y legendarios de la cumbia amazónica: Los Mirlos. No sabría que más de tres décadas después el productor y músico francés Olivier Conán desenterraría de los archivos sonoros del Perú amazónico de los setenta aquel himno psicodélico conocido como "La danza de los Mirlos", entre otras gemas psicotrópicas de la cumbia peruana, para el compilado The Roots of Chicha 1 (Psychedelic Cumbias from Perú) (2007), que se transformó en un boom mundial y en el álbum fetiche de artistas anglo como los Franz Ferdinand.

"Es que la selva es exótica, encantadora, todo un paraíso verde, y ese estilo, ese sabor, ese toque en los guapeos del cantante y ese sonido del efecto wah wah en la guitarra gustaron bastante. Al principio, nos la pasábamos probando cosas diferentes con los pedales, hasta que un día mi hermano, que tocaba mejor la guitarra eléctrica que yo, dice: «Está bonito eso mi hermano, utilicemos eso». Y así comenzamos a grabar", relata con esa tonada charapa Jorge Rodríguez Grandez, que con su banda será una de las atracciones del Festival Internacional de Folklore de Buenos Aires (Fifba).

La aparición de Los Mirlos, que grabó su primer disco en 1973, con éxitos como "El milagro verde", coincidió con la explosión del petróleo y el caucho en la Amazonia peruana. Los jóvenes peruanos de las urbes rápidamente se identificaron con esa tierra verde de paisajes fosforescentes, acompasados por esos ensoñadores punteos de guitarras eléctricas cercanos a los pasajes instrumentales de la psicodelia californiana de los 70. "Es notable el trabajo que realiza el guitarrista Dany Johnson, quien le dio a la banda un sonido más oscuro, sinuoso y reptilesco, que lo diferenciaba abiertamente de sus más alegres contemporáneos", reseñó el crítico peruano Francisco Melgar Wong en un artículo sobre el boom de la chicha en el mundo.

El líder actual de Los Mirlos, banda en la que participa el inefable Johnson y con la que vendrá a tocar gratis esta noche, reconoce: "Yo tenía la influencia de la música colombiana que llegaba a la selva por la radio AM y le sumamos los ingredientes propios del lugar, ademas del sonido de Dany. Como siempre he dicho, yo hago música tropical peruana, aunque la chicha apareció después de nosotros en los ochenta con la influencia de la gente serrana y la mezcla con lo andino. En cambio, la cumbia amazónica aparece con nosotros y otros grupos, como Juaneco y su Combo. Yo vine de la selva a Lima trayendo mis tambores y mis instrumentos de la Amazonia. Lo que hicimos simplemente fue cultivar y transmitir ese lenguaje", cuenta Grandez, fundador del grupo.

P.- ¿Cómo viven el redescubrimiento del sonido amazónico?

R.- Los Mirlos siempre nos mantuvimos en diferentes épocas a pesar del paso de las modas. Desde que sacamos nuestros primeros números, como "Sonido amazónico", todos los temas tuvieron su impacto. Lo que encantaba era ese efecto de la guitarra, en cuanto lo escuchás sabés que son Los Mirlos. Con mis hijos, ya van dos generaciones que tocan conmigo. Quiero que la leyenda continúe.

PARA AGENDAR

Los Mirlos : la banda peruana se presenta en el escenario Panorama del Fifba. Bosques de La Plata: avenida 1 y calle 50. Hoy, a las 20. Gratis.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?