Suscriptor digital

Murió el dirigente radical García Puente

Fue un destacado hombre del balbinismo
(0)
2 de julio de 2012  

A los 86 años de edad, falleció César Martín García Puente, dirigente de la Unión Cívica Radical que condujo los destinos del centenario partido en la provincia de Buenos Aires durante la década del 70 y fue un destacado referente del sector que lideró Ricardo Balbín.

Nacido el 24 de septiembre de 1925 en la ciudad de Arrecifes, García Puente fue un activo militante de la UCR desde su juventud. De carácter fuerte y apasionado, también se destacó como un excelente abogado.

Su deceso, ocurrido el viernes, provocó una sentida despedida de parte del diputado Ricardo Alfonsín. "Lamento profundamente la muerte de César García Puente, incansable luchador de la causa radical. Un abrazo a sus familiares y amigos", le dedicó en su cuenta de Twitter el ex candidato presidencial.

Paradojas de la política, García Puente fue un férreo pero leal opositor interno de Raúl Alfonsín, a quien enfrentó y derrotó en la interna para la carrera presidencial de 1973, en la que apoyó la fórmula integrada por Balbín y Fernando de la Rúa.

Era, desde un año antes, presidente de la UCR bonaerense y tuvo un papel importante, junto con Leopoldo Suárez, a la hora de cerrar el acuerdo que le permitió ingresar a un joven De la Rúa como compañero de fórmula con Balbín, desplazando de ese lugar al chaqueño Luis León.

En ese turno electoral, García Puente fue candidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires, y cayó derrotado a manos del peronismo.

Ese fue su momento de máxima exposición política. No sólo presidía el comité de la provincia, sino que era uno de los jóvenes más prometedores del balbinismo en suelo bonaerense.

Parte de ese ascenso lo logró por su abierto rechazo al golpe de Estado que terminó con el gobierno de Arturo Umberto Illia, en 1966. De hecho, durante los tres años de la administración nacional del dirigente cordobés, García Puente tuvo a su cargo la conducción del bloque de diputados provinciales de la UCR, convirtiéndose en uno de los puntales de la gobernación de Anselmo Marini.

La política lo volvió a enfrentar con Alfonsín en 1982, a quien objetó, sin éxito, como candidato presidencial para las elecciones de octubre del año siguiente. Una vez asumido el gobierno, el 10 de diciembre de 1983, el flamante presidente radical lo designó director de Hidronor, una represa estatal. Tras el final del gobierno alfonsinista, García Puente entró en un prolongado retiro de la política que sólo interrumpió casi dos décadas después, cuando en 2003 formó parte del equipo asesor de la candidatura presidencial de Ricardo López Murphy.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?