El Sarmiento, sin servicio nocturno

Afecta a 10.000 usuarios por noche; nuevas promesas de obras
(0)
18 de julio de 2012  

Desde el lunes 30 de este mes, el ferrocarril Sarmiento -que une las estaciones de Once y Moreno- no correrá más entre las 22 y las 4, y los domingos y feriados directamente no funcionará en todo el día entre Once y Liniers. Así, unos 10.000 usuarios habituales del tren, que hace casi cinco meses protagonizó una de las peores tragedias ferroviarias de la historia, se quedarán sin ese importante servicio. El gobierno nacional tomó la decisión como paso previo al comienzo de las obras de recuperación de estaciones, vías, material rodante y señalamiento. Se invertirán, aseguran, 800 millones de pesos.

En el ferrocarril Sarmiento viajan unos 244.000 pasajeros en días laborables. Las 10.000 personas que lo toman de 22 a 4 tendrán que viajar durante al menos 60 días en algunos de los 120 ómnibus dispuestos por el gobierno nacional en todas las estaciones, cuyo costo del boleto será idéntico al de los colectivos que usualmente realizan el mismo recorrido.

A fines de mayo, el Gobierno le quitó a TBA las concesiones que tenía en el Sarmiento y el Mitre por "el deficiente estado de conservación y mantenimiento del material rodante y deterioro de capacidad y calidad de los servicios prestados". Desde entonces el tren es operado por una unidad de emergencia integrada por Metrovías y Ferrovías. Además, en junio, la presidenta Cristina Kirchner sacó el área de Transporte de la órbita del Ministerio de Planificación Federal y la puso en el ámbito del Ministerio del Interior.

Ayer, en una conferencia de prensa brindada en la Casa de Gobierno, el ministro de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, pidió "la colaboración y la comprensión de los trabajadores, los usuarios y la sociedad en su conjunto" que sufrirá el recorte del servicio.

"La política de transporte es un desafío que trasciende un gobierno, y que debe ser tomado por todos como una política de Estado", opinó el funcionario, que aclaró que esta iniciativa no reemplaza el soterramiento que comienza a mediados de septiembre y que prevé, en distintos plazos, el transporte bajo tierra en el trayecto Moreno-Caballito.

Los 60 días de trabajo anunciados ayer representan una primera etapa, a la que luego se sumará otra de mantenimiento. Mientras tanto, en los próximos diez días podrían anunciarse otras obras similares destinadas al ferrocarril Mitre. El plazo previsto para la totalidad de la obra en el Sarmiento es de un año.

Infraestructura

Las obras que empezarán el lunes 30 en el Sarmiento incluirán equipamiento e infraestructura en los talleres y depósitos de las estaciones Haedo, Castelar, Liniers y Villa Luro. En cuanto al material rodante, que actualmente consta de 197 vagones, se repararán 140 y se recuperarán 20 que hoy se encuentran inutilizables. En el caso de las vías se espera renovar el tramo Once-Liniers de manera integral, y para el señalamiento se llamará a un proceso de licitación en un plazo no superior a 90 días, según se prometió.

Para las estaciones, el gobierno nacional pidió la colaboración de los intendentes, con el objetivo de "recuperar esos espacios de manera que estén limpios y seguros". De acuerdo con este proyecto, en las estaciones podrán hacerse trámites municipales, como pagos de servicios.

Randazzo subrayó que los 800 millones de pesos que exigen las obras son "presupuesto propio del ministerio" y expresó que el proceso representa "una gran diferencia con las concesiones de los años 90. Acá hay un control y una regulación muy fuerte del Estado nacional, como por ejemplo poder rescindir el contrato de esta mandante con una antelación solamente de 90 días".

Respecto de un posible cambio en la tarifa del boleto del Sarmiento, fuentes del Ministerio de Interior y Transporte dijeron que "por ahora no" está prevista ninguna suba.

Poco después de la conferencia de prensa en la que anunció el plan de obras, en una entrevista televisiva concedida a la señal de noticias C5N, Randazzo pidió disculpas por las molestias que las obras generarán entre al menos 10.000 usuarios y pidió que la población en su conjunto entienda que "los beneficios serán para todos".

Además, dijo que los fondos destinados a esta obra saldrán de una cuenta específica en el Banco Nación y "las facturas tendrán el triple control de la Sindicatura General de la Nación (Sigen), la Auditoría General de la Nación (AGN) y la Secretaría de Transporte".

  • Tragedia Después del accidente en el que murieron 51 personas, renunció el entonces secretario de Transporte, Schiavi; se le quitó la concesión a TBA, y el área pasó de la cartera de De Vido a la de Randazzo.
  • Inversión Ayer se anunciaron inversiones por $ 800 millones.
  • ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.