Cuando Boca dio la vuelta en el Monumental y River quiso evitarlo tirando agua

Fuente: LA NACION
En el Nacional 1969, el xeneize igualó con River 2 a 2 y se consagró; desde el club millonario abrieron los grifos e intentaron, sin éxito, impedir el festejo; todo el estadio aplaudió al campeón. mirá el video.
Pablo Lisotto
(0)
19 de octubre de 2012  • 09:18

Imagine por un momento la siguiente situación: un equipo de primera división se consagra campeón después de un clásico en suelo ajeno y todos los espectadores, locales y visitantes, aplauden al ganador del torneo. Parece imposible, ¿no? Sin embargo, hubo un tiempo donde el reconocimiento y el respeto ante la superioridad ajena formaron parte de nuestro fútbol.

El 14 de diciembre de 1969, River y Boca se enfrentaron en el Monumental, por la última fecha del torneo Nacional. Con un empate, el xeneize era campeón.

"Fue un partido muy importante. Nuestro equipo era atípico a la historia clásica de Boca, porque éramos muy ofensivos, de la mano de Di Stéfano como técnico", recuerda Silvio Marzolini, en diálogo con canchallena.com. Y agrega: "Ese fue un campeonato muy bueno para nosotros, y fue uno de los mejores planteles que integré y que vi en toda mi vida".

A los 35 minutos del primer tiempo, Boca ganaba con comodidad 2 a 0, gracias a dos tantos de Norberto Madurga, un crack que padeció la escasez de medios de comunicación para lograr mayor trascendencia de la que tuvo. El "Pinino" Oscar Más, descontó poco después, y Víctor Marchetti decretó, a los 22´ de la segunda mitad, el empate final.

Una vez que el árbitro Oscar Veiró pitó el final, los jugadores de Boca se encontraron ante la posibilidad de dar, por primera vez en la historia, la vuelta olímpica en la cancha de River.

"Soy de los que piensan que los jugadores que se consagran campeones tienen que dar la vuelta, sea en donde sea. Y salimos a darla sin dudar", rememora Marzolini.

Mientras los hinchas de River aplaudían al flamante campeón, olvidándose de la rivalidad y reconociendo el buen juego desplegado, los planes de algunos empleados del club de Núñez eran otros.

"Cuando llegamos al costado que da al río nos prendieron los grifos que se usaban para regar la cancha. Ahí pensé ´¿así que abren las canillas? Entonces ahora doy la vuelta con más ganas´. Y junto a un par de compañeros agarramos por la pista olímpica del Monumental y dimos la vuelta completa.

Uno de los que se sumó a la celebración pasada por agua fue Rubén Suñé. "No nos importaba nada.Abrieron los grifos, nos empaparon, pero la dimos igual", revive, en charla con canchallena.com . Y disfruta: "Evidentemente le tomamos el gustito, porque un año después volvimos a dar la vuelta en el Monumental, después de ganarle el Nacional del ´70 a Rosario Central".

El Chapa sí recuerda el reconocimiento de los hinchas de River, pero confiesa: "De los aplausos me enteré después porque me lo contaron los que estuvieron ese día en la cancha. En ese momento, nosotros mirábamos a la hinchada de Boca y fuimos a aplaudirlos y a agradecerle por el apoyo. Y a dedicarles el triunfo, claro".

Marzolini comparte su recuerdo: "Lo disfruté mucho porque fue un muy buen campeonato nuestro, y definirlo contra River es muy importante, porque además era una época en la cual ellos tenían muy buenos jugadores pero no podían ser campeones" (N. de la R.: el equipo millonario pasó 18 años sin vueltas olímpicas, entre 1957 y 1975, en la peor racha adversa de su historia).

Lo cierto es que, más allá de la picardía de algunos empleados, hubo un tiempo en el cual en el fútbol argentino se aplaudió a los equipos que jugaban bien, más allá de los colores que vistiesen. E incluso eso se dio en la definición de un campeonato, y nada menos que entre River y Boca.

Historias del superclásico. Hasta el River-Boca, que será el 28 de octubre, en el Monumental, canchallena.com publicará una serie de notas con historias curiosas de los superclásicos.

1° entrega: el día que Comizzó escuchó un penal por radio, en pleno partido.

2° entrega: el mejor superclásico de la historia cumple 40 años.

3° entrega: a 99 años del primer superclásico, en el que el árbitro nunca llegó.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.