0

Camino conjunto

0
26 de noviembre de 2012  

La Sociedad Max Planck está orgullosa de tener un instituto asociado ya totalmente funcional en Buenos Aires. Tanto yo como mis colegas pudimos ver que no sólo es un lugar fantástico, con laboratorios que están al nivel de los de la Sociedad Max Planck, sino que además alberga ciencia de excelencia. El Instituto atrajo además a jóvenes investigadores de alta calidad para que retornaran del extranjero y, con el financiamiento adecuado, se convertirá en un faro cuya luz llegará más allá más allá de las fronteras de la Argentina.

Sin duda, sostendremos la colaboración científica en simposios, recibiendo a jóvenes investigadores en nuestros institutos de Alemania y Florida, Estados Unidos. Contamos con la creatividad y las mentes, y creemos que la educación de la próxima generación de investigadores conducirá a la innovación para beneficio de la sociedad. El Polo Científico está dirigido hacia esta meta y estamos encantados de participar de ese camino.

ADEMÁS

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.