Cristina L. de Bugatti: la señora que amaba las plantas y transmitir el amor por la naturaleza

(0)
24 de febrero de 2013  

Era una mujer encantadora, vital, activa, intensa y a la vez delicada y alegre en esa cotidianeidad que nada tenía de superflua. Creativa e inquieta, proponía permanentemente proyectos para su trabajo minucioso y dedicado: la investigación personal, casi autodicta, sobre los secretos de la botánica, una pasión que conoció en la infancia y que supo transmitirle su padre en el vivero que la familia poseía en su ciudad natal, Lincoln. De su madre, decía con la gracia que la caracterizaba, que era de familia piamontesa. Y agregaba: "No hay italiano al que no le gusten las plantas".

Cristina Lasagna de Bugatti, fallecida anteayer, fue durante más de 16 años columnista de LA NACION, donde volcó sus conocimientos de botánica. De joven trabajó como docente y alcanzó el cargo de directora de un colegio en Haedo; localidad que también eligió para residir por décadas junto con su familia, rodeada de las plantas y flores que alegraban su vida. Ese lugar lo había elegido como su entrañable refugio. De una jubilación temprana saltó entonces al oficio de periodista.

Fue en la década de los 80 cuando Bugatti ingresó casi de manera circunstancial como colaboradora a LA NACION. En el comienzo, y con los recuerdos de aquellos temas vinculados a la enseñanza como docente, acercó cuentos y otros textos para ilustrar el Suplemento Infantil. Estaba feliz de escribir, su otra pasión.

Sus conocimientos precisos y preciosos, narrados con detalles enriquecidos con citas literarias y otros aportes que adquirió como lectora incansable, los cristalizó también en su columna Semillero para el suplemento Temas Cotidianos y luego en el suplemento Arquitectura. Desde hacía más de 16 años escribía la columna semanal Desde el jardín (que inició en el Suplemento Infantil) y continuó en el suplemento Countries, que luego pasó a integrar el actual suplemento Propiedades. Tenía pasión por informar, por ayudar a descubrir los secretos de la botánica bien matizados con humor y gracia con datos relacionados con la historia, la literatura, la ciencia. Así, miles de lectores, encantados con su pluma, siguieron cada uno de sus aportes con diversidad temática, que también fue fruto de su espontánea observación de la naturaleza.

Durante estas décadas también colaboró con la revista La Chacra; asimismo, fue durante más de cinco años parte del noticiero de Canal 9 y además compartió durante escena en el programa Mano a mano con el campo , con Luis Landriscina, que se emitía por el Canal Rural.

En estos días preparaba un libro en el que se sintetizaba toda la información de lo que plasmó en sus columnas. Estaba casada con Enrique Bugatti, tenía dos hijos, dos nietos y dos bisnietos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?