Recluido y bien de salud, Menem no se alteró al conocer la condena

Se enteró del fallo en su casa de Belgrano y su familia dijo que "está muy bien de ánimo"; en 2012, faltó a 19 de 23 sesiones del Senado
Nicolás Balinotti
(0)
9 de marzo de 2013  

Pasa el tiempo entre su residencia riojana recostada al pie del cerro Velasco o en su casa del barrio porteño de Belgrano. Ya casi no frecuenta lugares públicos y sus apariciones son cada vez más espaciadas. A los 82 años, Carlos Saúl Menem vive recluido en el sosiego del silencio, entre la realidad y la nostalgia.

El ex presidente no se alteró cuando su equipo de abogados le avisó ayer sobre la condena por "contrabando agravado" de armas a Croacia y Ecuador durante la década del 90 . "Está tranquilo, en su casa. Y está muy bien de ánimo y de salud", contó a LA NACION Adrián Menem, su sobrino y quien estuvo ayer en contacto con Maximiliano Rusconi, el letrado que defiende al actual senador nacional.

El estado de salud de Menem tiene en vilo a diario a sus familiares y amigos. Recibe controles médicos periódicamente y como medida de extremo cuidado ya hace tiempo que no practica golf. Lo visitan seguido su hija Zulema y su nieto Luca.

Como parte de los recaudos, disminuyeron notablemente sus presencias en el Congreso. Las estadísticas son irrefutables: en 2012, faltó a 19 de las 23 sesiones en el Senado y no presentó ningún proyecto de ley, según el Índice de Calidad Legislativa.

Su alineamiento con el kirchnerismo se escenificó en 2011, cuando decidió renovar su banca de senador a partir de una lista colectora que compartió la boleta con el gobernador riojano Luis Beder Herrera, del Frente para la Victoria.Beder Herrera devolvió gentilezas: el 5 de enero pasado inauguró un busto con el rostro de Menem en la localidad de Sanagasta.

Desde 2011, Menem sólo tuvo elogios para el kirchnerismo. En la víspera de la última elección, dijo que a "Cristina no hay con qué darle" y anticipó su voto a favor por la Presidenta. Pero más reciente, sorprendió al apoyar públicamente la estatización de YPF, siendo que en su gestión la petrolera había sido privatizada. Sin embargo, su voto no se concretó porque se ausentó a la sesión decisiva.

El referente radical de La Rioja, Julio Martínez, denunció más de una vez que el ex presidente acordó con el kirchnerismo para dar quórum en caso de que hiciera falta ante un proyecto de ley complicado. El giro hacia el kirchnerismo le provocó un quiebre a Menem en el vínculo con su hermano Eduardo, que siempre se mantuvo en el terreno crítico. "La relación es excelente tanto con mi padre como conmigo. No compartí algunos de sus votos en el Senado, pero lo voy a seguir defendiendo a capa y espada, siempre", dijo ayer su sobrino Adrián.

En su última entrevista, Menem deslizó una fugaz crítica a la Presidenta. "Yo veo, lamentablemente, más allá de que estoy apoyando a este gobierno, que a la señora Presidenta se le van un poco de las manos las cosas", dijo en la edición del 2 de enero pasado del diario riojano El Independiente. Y en la misma nota, endulzó al gobernador bonaerense, Daniel Scioli: "Incursionó en el mundo de la política porque yo lo impulsé. Se ha convertido en un excelente político y un gobernador de primera. Creo que está en condiciones y me aventuro en decirlo que Scioli puede llegar a la presidencia".

Ancianísimo y recluido, Menem no participó este año en una sesión legislativa que lo tuvo como protagonista: la del tratado del memorándum con Irán por el atentado a la AMIA durante su presidencia. Con su influencia política en decadencia, se aferra ahora más que nunca a su banca de senador, cuyo mandato finaliza recién en 2017, cuando tenga 87 años.

Los 166 días de encierro

Menem estuvo preso entre junio y noviembre de 2001

  • Detenido

    El ex juez federal Jorge Urso procesó a Menem y dictó su prisión preventiva el 7 de junio de 2001 en la causa por la venta de armas
  • Cinco meses

    El ex presidente cumplió arresto domiciliario en la quinta de Armando Gostanián, en Don Torcuato
  • Mayoría automática

    La Corte Suprema ordenó su libertad el 20 de noviembre de ese año
  • ADEMÁS

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.