0

Postales de un día de fuertes gestos

Las primeras horas de Francisco al frente de la Iglesia estuvieron llenas de señales de su austeridad: rechazó la limusina oficial, pagó su cuenta en el hotel y viajó en ómnibus con los cardenales
0
15 de marzo de 2013  

POR LA MAÑANA

Crédito: Reuters, L’Osservatore Romano y AFP

  • Francisco, sin limusina

    El Papa se levantó bien temprano y se dirigió a rezar a la basílica de Santa María la Mayor, que data del siglo V. No pudo evitar que lo acompañara la escolta oficial del Estado italiano. Allí, rezó allí frente a una célebre figura de la Virgen
  • MEDIODÍA

  • Pagando la cuenta en el hotel

    Pidió hacer una parada antes de volver al Vaticano: quería buscar sus pertenencias en la habitación de la Casa del Clero, donde había estado alojado antes del cónclave. Saludó a cada uno de los empleados del hotel para clérigos y pagó la cuenta
  • POR LA TARDE

    Crédito: Reuters, L''''Osservatore Romano y AFP

  • El Papa, en ómnibus

    Al igual que anteanoche, después de su elección, Francisco se negó a subirse a la limusina del Vaticano y viajó en ómnibus con el resto de los cardenales
  • Crédito: Reuters, L''''''''''''''''Osservatore Romano y AFP

  • En la Plaza San Pedro

    Gracias a una pantalla gigante de televisión, los fieles pudieron presenciar la misa que ofició el papa Francisco en la Capilla Sixtina junto a los 114 purpurados que participaron en la elección
  • temas en esta nota

    0 Comentarios Ver

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.