Olimpo goleó a Almirante Brown y tuvo su fiesta completa

  • P
Alte. Brown

Alte. Brown

  • P
Olimpo

Olimpo

El equipo bahiense se había asegurado ayer, sin jugar, el ascenso a Primera división; hoy lo celebró con una victoria por 3 a 1
(0)
3 de junio de 2013  • 17:39

Como en Europa, Olimpo fue recibido con un pasillo de jugadores rivales
Como en Europa, Olimpo fue recibido con un pasillo de jugadores rivales Crédito: @JaviTabares

Olimpo de Bahía Blanca, que consiguió este domingo su ascenso a la máxima categoría del fútbol argentino sin jugar, venció hoy, de visitante y en la cancha de Tristán Suárez, a Almirante Brown por 3 a 1, en un partido por la 36ta. fecha del torneo de la Primera B Nacional. Los goles del conjunto que dirige Walter Perazzo los convirtieron Juan Ignacio Sánchez Sotelo (9m. ST y 35m. ST) y Nahuel Benítez (19m. ST); mientras que descontó para el equipo local Cristian Chávez (44m. ST).

Con este resultado, Olimpo, que consumó su ascenso a la A por el empate sin goles de ayer de Sarmiento de Junín en Jujuy, llegó a 65 puntos; mientras que Almirante Brown quedó con 46 unidades. El primer tiempo tuvo un desarrollo parejo, ya que ninguno de los dos equipos pudo imponer su juego. Pero en el segundo, Olimpo marcó cada vez que llegó y después se dedicó a cuidar el triunfo. Sánchez Sotelo inauguró el tanteador con un golazo (9m.), Benítez amplió la ventaja (19m.) y nuevamente Sánchez Sotelo anotó otro lindo gol (35m.). Chávez, sobre el final, descontó para Almirante, que falló una y otra vez en defensa y que además jugó por debajo del nivel que exhibió a lo largo del certamen.

AYER HUBO FESTEJO ¡EN EL AEROPUERTO!

"Ascendimos de una manera muy particular: subimos al avión en el Nacional B y nos bajamos en Primera ". Las irrisorias (pero no por eso menos ciertas) palabras del entrenador de Olimpo, Walter Perazzo, justifican la reacción de los jugadores aurinegros al arribar al aeropuerto de la ciudad de Buenos Aires. Los bahienses, sin jugar y por el empate de Sarmiento, volvieron a la máxima categoría del fútbol argentino, tras una temporada navegando por las difíciles aguas de la segunda división.

Ayer, antes de abordar el avión, el plantel estaba más nervioso que en las horas previas a un partido. Sabían que lo que sucediera en Jujuy podía marcar su destino. "Faltaban 100 metros para aterrizar y ya estaban prendiendo los celulares, no les importaban lo radares, nada. Mientras carreteaba, nos relataban el partido por teléfono. Festejamos en el avión, en el colectivo y acá (por la sala de espera)", dijo el arquero Nereo Champagne. Al final, hubo festejo en el aeropuerto.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.