Las tabletas y los celulares traen problemas de postura en los jóvenes

Dos niños prueban una tableta en una tienda. Los especialistas recomiendan que los jóvenes no pasen mucho tiempo con la misma postura para evitar problemas de columna
Dos niños prueban una tableta en una tienda. Los especialistas recomiendan que los jóvenes no pasen mucho tiempo con la misma postura para evitar problemas de columna Fuente: AP
El uso de tabletas y teléfonos causó una curvatura inusual en la columna de jóvenes de 8 a 18 años, de acuerdo a un estudio realizado en Finlandia
(0)
14 de agosto de 2013  • 12:37

El avance de los dispositivos móviles está desplazando a las computadoras , con nuevas formas de interacción como movimiento de los dedos en una pantalla táctil. Este cambio también llevó consigo los problemas propios del uso del teclado y el mouse, como el túnel carpiano , a las malas posturas que provocan las tabletas y los teléfonos inteligentes.

Según un informe elaborado cirujanos Piet van Loon y Andre Soeterbroek en Finlandia, publicado en la revista Medisch Contact , el 40 por ciento de los niños de entre 8 y 18 años presentaron problemas de columna de pacientes de 50 años. Este inusual problema de postura, registrado mediante sesiones de resonancia magnética, se debe a los largos períodos en que los jóvenes se inclinan para utilizar sus dispositivos portátiles.

"El hueso responde a la fuerza como la madera, si se fuerza en determinada dirección, esa será la postura que adoptará", dijo Piet van Loon, y estableció una analogía con las técnicas de jardinería que le dan forma a los bonsai.

Estos problemas no sólo están limitados a los niños, sino que también se aplica en situaciones en donde las personas miran la pantalla del smartphone mientras caminan. "Se producen cambios notorios al mantener el equilibrio, agachar la cabeza y adelantar las caderas, además de arquear las rodillas", dijo por su parte Andre Soeterbroek, uno de los coautores del estudio.

Una forma de evitar este tipo de problemas de posturas es utilizar el teléfono o tableta acostado boca abajo en la cama. Además, siempre es recomendable limitar el uso diario de estos dispositivos, en especial en los niños, con pausas de 10 minutos para que puedan cambiar de posición y evitar curvar la columna.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.