Suscriptor digital

Llegan a Córdoba 2000 gendarmes, tras un acuerdo entre De la Sota y Capitanich

El jefe de Gabinete accedió a un pedido del gobernador; el arribo de todos los efectivos será progresivo, pero en la capital provincial ya hay cerca de 200 uniformados
(0)
6 de diciembre de 2013  • 10:57

CÓRDOBA.- Dos días después de que los saqueos, el vandalismo y la violencia reinaran en Córdoba, y tras un acuerdo entre la provincia y la Casa Rosada, efectivos de la Gendarmería llegaron a la capital provincial para colaborar con la policía en la seguridad y la contingencia del delito.

Luego de acusaciones cruzadas, finalmente el gobernador José Manuel de la Sota y el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, acordaron anoche el envío de 2000 gendarmes. Esta mañana ya llegaron los primeros 200, número que se irá incrementando, según adelantó esta mañana el funcionario nacional. También contó que estuvo intercambiando llamados y "mensajes de texto" con el mandatario hasta anoche a las 2.

"El Gobierno de Córdoba le solicitó al gobierno nacional el envío de los efectivos de Gendarmería, en virtud del cúmulo de tareas que se encuentra desempeñando la policía local", notificó el gobierno provincial a través de un comunicado publicado en su página web. Los efectivos de verde colaborarán con los policías que el martes pasado se autoacuartelaron, lo que dio "vía libre" a cientos de personas y vándalos que saquearon más de mil comercios en la ciudad.

Según la administración delasotista, la policía cordobesa ya realizó "más de noventa procedimientos con la captura de 122 saqueadores y la recuperación de una importante cantidad de elementos robados".

De la Sota aprovechó la oportunidad para hacer las paces con la Casa Rosada, luego de acusar al gobierno de Cristina Kirchner de querer aislar a la provincia e ignorar la gravedad del conflicto. El Gobierno de Córdoba valora y agradece la decisión tomada por el Gobierno nacional", escribió en el parte de prensa oficial.

Desde la hora 0 del conflicto hubo disputas entre la provincia y la Casa Rosada. El Gobierno le denegó primero el envío de la Gendarmería, pese a que la ley obliga a la Nación a asistir a los distritos en estos casos, y luego anunció el traslado de 2000 gendarmes, al advertir el costo político. Pero suspendió el envío cuando se supo del acuerdo salarial entre el gobierno y la policía cordobesa. Igual, todos los funcionarios nacionales aprovecharon la crisis para descalificar a De la Sota, que respondió a los ataques.

El clima quedó enrarecido para el encuentro que el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, confirmó que tendrá con De la Sota el martes próximo para conversar sobre la agenda entre la Nación y Córdoba. Con el acuerdo que se vislumbró hoy, parece haber bajado la temperatura.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?