Suscriptor digital

Adiós a las estaciones Esso, ahora se llamarán Axion Energy

Nueva imagen corporativa de las estaciones de servicio
Nueva imagen corporativa de las estaciones de servicio Crédito: Prensa Axion
Los cambios comenzarán en abril de 2014 y se extenderán por tres años; las primeras transformaciones de marca se verán en grandes centros urbanos y después en el interior
(0)
12 de diciembre de 2013  • 18:04

A partir del año que viene, la marca de estaciones de servicio Esso comenzarán gradualmente a desaparecer para llamarse Axion Energy, subsidiaria de la petrolera Bridas (de los hermanos Carlos y Alejandro Bulgheroni y la china CNOOC) que hace un año compró los negocios de ExxonMobil en la Argentina, Paraguay y Uruguay.

El proceso de cambio comenzará en el segundo trimestre de 2014 y estará finalizado en 2017, tal como había anticipado este medio en octubre pasado. El proyecto inicialmente se concentrará en los grandes centros urbanos de la Argentina, luego irá avanzando hacia el interior del país, y demandará una inversión de 100 millones, según confirmó hoy la empresa a través de un comunicado.

Actualmente Axion cuenta con 530 bocas de expendio en toda la Argentina y agregará 200 más en los próximos cuatro años. Las nuevas estaciones ofrecerán las naftas premiu, súper, diesel, Euro+ y la línea de lubricantes Mobil.

Prototipo de las nuevas estaciones de servicio que ocuparán el lugar de Esso
Prototipo de las nuevas estaciones de servicio que ocuparán el lugar de Esso Crédito: Prensa Axion

Además, Axion es dueña una refinería en la localidad bonaerense de Campana. De acuerdo al contrato firmado con los vendedores puede seguir utilizando la bandera "Esso" por siete años, aunque el plan de recambio y expansión de la empresa es a tres.

En la vía pública, el isologotipo de Axion ya está presente en los camiones tanque, las plantas de distribución y en las bocas en terminales fluviales, marítimas y aeroportuarias. De hecho, desde la avenida Lugones se puede visualizar a la marca en el Aeroparque Jorge Newbery.

Expansión y competencia

La compra de los activos de Exxon en el país fue el puntapié que dieron los Bulgheroni para incrementar sus negocios energéticos de refinamiento de petróleo, distribución y venta de combustibles ("downstream", tal como se refiere en la jerga de la industria petrolera).

La empresa está embarcada en un agresivo plan de expansión de la refinería de Campana que demanda 1200 millones de dólares. Esta última inversión representará para la planta un aumento del 60% en la producción de gasoil y del 50% de naftas.

En este momento la planta está operando al límite de su capacidad y fabrica al año 2 millones de metros cúbicos (m3) de gasoil y 1,2 millones de m3 de nafta. Ahora procesa 90.000 barriles de petróleo por día y en 2015 aumentará 33% hasta 120.000; para entonces quedaría como entre las tres más grandes del país con una envergadura similar a la planta de Luján de Cuyo (Mendoza) de YPF.

Los negocios de la petrolera tuvieron el 14% de participación de mercado en el primer semestre, tomando en cuenta la venta de todos los combustibles y todos los canales. La expansión de la marca habilitará mayor competencia con Shell por el segundo lugar del mercado (que domina YPF).

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?