Con sus iPhones y iPads, Apple crece en un lucrativo segmento: las empresas

Daisuke Wakabayashi
(0)
10 de enero de 2014  

Fuente: AFP

A medida que la tecnología migra de las computadoras personales a los smartphones y las tabletas, Apple está expandiendo su alcance hacia las empresas.

La popularidad de los iPhones y iPads entre empleados está llevando a que los gerentes de informática de las compañías modifiquen políticas y cambien sus patrones de compras. El iPhone ha reemplazado al BlackBerry como el teléfono preferido y el iPad asume funciones que antes estaban reservadas para las computadoras personales.

Apple captó cerca de 9% de la inversión global de empresas y gobiernos en computadoras y tabletas en 2013, según Forrester Research, frente a 1% en 2009. Para 2015, Forrester estima que su participación alcance 11%. Los números excluyen el iPhone, que podría ser el producto de Apple más comprado por los clientes corporativos.

LG&E and KU Energy LLC, la mayor eléctrica de Kentucky, es un ejemplo de cómo Apple consigue ingresar en las empresas y luego expande su alcance.

La empresa aprobó el uso de iPhones por parte de sus empleados en 2010. Luego adoptó los iPads y creó aplicaciones a la medida de sus necesidades, como una que permite monitorear las líneas de alto voltaje desde helicópteros. Utilizando el sistema de posicionamiento global (GPS) del iPad, los trabajadores pueden determinar la ubicación de un problema y seleccionar de un menú de incidentes comunes, como un poste dañado o un árbol que ha crecido demasiado y está interfiriendo.

"Durante años, buscamos una forma de automatizar esto y escuchamos todo tipo de cuentos, pero nunca encontramos nada", dice Robby Trimble, gerente de servicios de líneas de transmisión de LG&E and KU.

Ahora, los ingenieros que dirigen las plantas de energía usan iPads para registrar cuánta electricidad se genera. Los gerentes de los depósitos usan las tabletas para escanear códigos de barras y hacer un registro de las herramientas y los materiales de la empresa.

"La gente empieza con el iPhone. Es la punta de la lanza", señala Chip Pearson, presidente ejecutivo de JAMF Software LLC, que ayuda a empresas a adoptar productos de Apple. JAMF afirma que su software maneja cinco veces la cantidad de teléfonos, tabletas y computadoras Mac que hace tres años.

En multinacionales como el gigante de equipos de redes Cisco Systems Inc., Apple se está convirtiendo en la norma. En 2009, Cisco adoptó una política que permitía a los empleados utilizar en la oficina el dispositivo de su preferencia. Es decir, podían comprar sus propios teléfonos y tabletas y la empresa se hacía cargo, en algunas ocasiones, de la tarifa mensual del servicio. Ahora, los iPhones y iPads representan casi 75% de los más de 70.000 aparatos móviles respaldados por el departamento técnico de la compañía.

Las computadoras portátiles de Apple se extendieron con rapidez luego de que Cisco les diera a sus empleados la opción de dejar de lado las laptops con el sistema operativo Windows. Hoy, 25% de las laptops que provee la empresa —unas 35.000— son MacBooks, de Apple. Las Mac cuestan más que las PC, lo cual era un obstáculo para Apple. No obstante, tras tomar en cuenta factores como mantenimiento y soporte técnico, los costos terminan siendo similares durante la vida útil de la máquina, asevera Sheila Jordan, una vicepresidenta sénior de Cisco.

Durante años, los aparatos de Apple no eran muy prácticos dentro de las compañías, porque muchas aplicaciones empresariales estaban diseñadas exclusivamente para Windows. El crecimiento del software basado en la web ayuda a superar ese tipo de limitaciones. Cisco brinda software para sus usuarios de Mac que les permite usar programas de Windows.

El ascenso de las aplicaciones también juega a favor de Apple. Cisco abrió hace poco su propia tienda de aplicaciones para empleados, con casi 60 programas para enviar mensajes instantáneos, marcar días de vacaciones y realizar conferencias web a través de un teléfono o una tableta.

Los fabricantes tradicionales de software empresarial están lanzando versiones de sus productos para teléfonos y tabletas. Salesforce.com Inc., que ofrece su software para administrar relaciones con los clientes por Internet, señala que la mayoría de sus aplicaciones se descargan en aparatos de Apple.

Su rival SAP AG sostiene que sus aplicaciones permiten que los usuarios de iPhones y iPads concreten la mayoría de las tareas que pueden realizar con sus aplicaciones de escritorio. SAP además es un gran usuario de productos de Apple, ya que sus empleados en todo el mundo utilizan unos 27.000 iPhones y 25.000 iPads.

Tradicionalmente, Apple se esforzó poco por vender a empresas. Bajo la batuta del presidente ejecutivo Tim Cook, sin embargo, el fabricante está tomando medidas discretas para conquistar a los gerentes de tecnología, al facilitar la conexión de iPhones y iPads con sistemas corporativos de correo electrónico y proteger mejor los datos de la compañía. Por ejemplo, el nuevo sistema operativo de Mac, llamado Mavericks, incluye una mayor seguridad y tecnología de codificación de datos para atraer a clientes corporativos. Los esfuerzos son magnificados por la creciente popularidad de los productos de Apple.

Cuando se ofrecen aplicaciones de negocios en teléfonos o tabletas, se registran abrumadoramente en aparatos de Apple. Más de 90% de todas las aplicaciones de negocios fueron desplegadas en el sistema operativo móvil iOS de Apple en el tercer trimestre, según Good Technology, que provee software de seguridad y rastrea el uso de aparatos móviles de más de 5.000 clientes corporativos.

Sin embargo, la competencia se aproxima. Analistas y desarrolladores afirman que el sistema operativo Android, de Google Inc., está logrando algunos avances, en parte debido a que la amplia gama de fabricantes que producen dispositivos permite más opciones de precios y especificaciones como el tamaño de la pantalla o la velocidad del procesador.

Pero el éxito de Apple en el mundo corporativo también puede crear más desafíos: no muchas empresas tecnológicas han encontrado el equilibrio entre ser una marca de empresas y de consumo.

El rubro minorista es otro nicho clave para Apple. La cadena de tiendas por departamentos Nordstrom Inc. utilizó más de 24.000 iPads y iPods Touch en sus 261 locales, reemplazando algunas máquinas de puntos de venta. La cadena de ropa para jóvenes Urban Outfitters Inc. ha provisto a empleados en sus tiendas en EE.UU. más de 1.000 iPods Touch para procesar pagos y devoluciones y hacer pedidos de artículos agotados.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?