Suscriptor digital

Creció un 3,2 % el PBI en el segundo trimestre

Lo confirmó ayer oficialmente Economía; es el primero con reactivación luego de cuatro períodos negativos; hubo una nueva mejora de la recaudación en agosto.
(0)
3 de septiembre de 1996  

El nivel de actividad económica registró en el segundo trimestre del año el primer incremento después de doce meses consecutivos de recesión. El alza fue del 3,2% respecto del mismo período de 1995, según cifras preliminares de la Secretaría de Programación Económica reveladas por su titular, Eugenio Pendás.

En tanto, la recaudación impositiva tuvo en agosto su segundo mes consecutivo de suba, con una recuperación del 10,6% respecto de agosto del año último.

Esto indicaría que se acentúa el efecto de la reactivación en los ingresos fiscales.

En la recuperación del nivel de actividad hay que tomar en cuenta que la comparación del segundo trimestre se hace contra el mismo del año anterior, que tuvo una caída del 4,6 por ciento. Respecto del mismo período de 1994 -el último año con crecimiento- todavía se observa una baja del 1,6 por ciento.

Pendás aclaró que en julio se mantuvo la tendencia a la mayor actividad, aunque admitió que los efectos sobre el nivel de empleo pueden tener una cierta demora.

Destacó que la producción industrial de julio último fue ligeramente superior a la del mismo mes de 1994. Y recordó que en ese año la actividad fabril marcó el récord histórico.

Subrayó que, de mantenerse la actual tendencia, el crecimiento del segundo semestre será del 6%, mientras que en la comparación de 1996 con 1995 el incremento será del 3 por ciento.

"Todos los indicadores de julio nos muestran que estamos en un proceso de recuperación del crecimiento", destacó Pendás.

Precisó que, según las cifras oficiales, el avance de la producción se registra en todas las ramas de la industria, y apuntó que los indicadores elaborados por entidades privadas arrojan resultados similares.

Pronosticó también que en lo que resta del año se alcanzarán niveles de actividad cercanos a los más altos de la historia.

Quedó atrás la recesión

Retorno: la economía creció poco más del tres por ciento en el segundo trimestre, después de doce meses en retroceso.

La economía argentina recuperó la senda del crecimiento en el segundo trimestre de este año, que fue el primero en arrojar una suba _ligeramente superior al 3%_ respecto del mismo período del año anterior. Así lo anunció el secretario de Programación Económica, Eugenio Pendás, quien no obstante aclaró que se trata de cifras preliminares.

El segundo trimestre de 1996 es el primero que muestraa incremento de la actividad económica, luego de cuatro consecutivos de caída.

Aunque la crisis financiera del efecto tequila comenzó en el primer trimestre de 1995, el impacto sobre el nivel de actividad no apareció hasta el segundo trimestre, que fue el primero con recesión.

"Todos los indicadores están mostrando crecimiento incluso en julio último, tanto los de producción industrial, como de consumo de energía eléctrica y gas natural y nivel de importaciones", aseguró Pendás.

El funcionario señaló que las cifras del segundo trimestre prácticamente compensan la caída registrada en el primero, con lo cual la comparación del primer semestre del año con el mismo de 1995 da una variación prácticamente nula.

Señaló, además, que de mantenerse la actual tendencia el crecimiento será del 6% en el segundo semestre.

Con esa variación el producto bruto interno terminaría 1996 con un aumento del 3% respecto de 1995, es decir, un nivel anual de actividad todavía inferior al de 1994.

Sin embargo, los dos últimos trimestres de 1996 igualarían a los de 1994, que fueron los de más actividad en la historia.

Prevén niveles récord de actividad industrial

Recuperación: Economía dice el sector fabril está alcanzando volúmenes similares a los mayores de la historia; los empresarios piden menores tasas de interés, además de flexibilización.

El nivel de producción industrial de julio último fue ligeramente superior al del mismo mes de 1994, con lo cual se están igualando marcas que fueron de las mayores en la historia, aseguraron el secretario de Programación Económica, Eugenio Pendás, y su subsecretario, Javier Ortiz. El estimador mensual industrial (EMI) del Indec registró en julio último un incremento del 3,4% respecto del mismo mes del año anterior, lo que lo colocó 0,8% por encima de julio de 1994, cuando la economía estaba en crecimiento sostenido.

Pendás y Ortiz reconocieron que según el EMI en el segundo trimestre la actividad todavía estaba el 2,4% por debajo del mismo período de 1994, pero coincidieron también en que en julio se mantiene la tendencia a la mejora.

En el primer trimestre de 1996 la caída respecto del mismo período de 1994 fue del 4,7 por ciento.

Reclamos

En tanto, representantes de diversas ramas, así como funcionarios vinculados al ámbito de la producción, denunciaron las limitaciones de una política de desregulación de las relaciones laborales como único recurso para superar el desempleo y demandaron al gobierno decisiones que contemplen el financiamiento como problema para el crecimiento de la economía. El vicepresidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Claudio Sebastiani, pidió un debate acerca de los niveles de las tasas de interés y puso en duda que la solución al desempleo se logre solamente con la flexibilidad de las relaciones laborales.

"Hay que ver si el problema pasa exclusivamente por las políticas laborales o si hay que adosarles políticas activas, por ejemplo en las tasas de interés financieras", señaló el dirigente fabril, al comentar los anuncios del presidente Carlos Menem en la clausura de la Conferencia industrial de Mar del Plata y en coincidencia con la celebración del Día de la Industria.

En un sentido similar, se pronunció el ministro de la Producción y el Empleo bonaerense, Carlos Brown, quien aseguró hoy que "la flexibilización laboral no es suficiente para solucionar el problema del empleo" y señaló que en ese sentido "debe plantearse una política de fomento de la pequeña y mediana empresa (pyme)".

"Pensar que por el sólo hecho de poder despedir gente sin ningún tipo de indemnización está resuelto el problema de la desocupación en la Argentina, es insuficiente", señaló el funcionario del gobierno de Eduardo Duhalde en un acto de celebración del día de la Industria, según un comunicado de la cartera bonaerense.

Por otra parte, el Consejo Argentino de la Industria (CAI) reclamó una "humanización de la economía" que sea "contenedora de la mano de obra", y centralizada "en el combate contra el flagelo del desempleo".

La entidad que preside Rolando Pietrantueno pidió mayor "transparencia" en la administración del Estado, pues "el mal manejo de los fondos públicos significa un virtual saqueo a la población".

El pronunciamiento, difundido con motivo del Día de la Industria, sostiene también que "el sector financiero debe producir su propia reestructuración" y que "sus recursos deber ser puestos al servicio de la inversión productiva".

No obstante, el eje de las opiniones respecto de las medida corrió por cuenta de la UIA, ya que el presidente Menem formuló los anuncios en la conferencia industrial organizada por esa entidad.

Su vicepresidente Sebastiani ofició en la práctica como el único vocero de la central, y en numerosas declaraciones manifestó el parecer de la entidad respecto de la situación de la economía.

Alternativas

Indicó que en las conversaciones mantenidas con Menem y el ministro Roque Fernández en Mar del Plata "no se habló de veto" a la duplicación del impuesto a la riqueza que analiza el Congreso. "Se abrió un espacio de discusión que comenzaría con el Ministerio de Economía, para ver cómo se compatibilizarían las necesidades fiscales" con el mantenimiento de los niveles tributarios actuales, señaló el directivo, quien aseguró que existe "un compromiso del Gobierno de estudiar alternativas".

Menem anticipó el viernes que impulsaría, tanto a través de leyes como de decretos de necesidad y urgencia, un conjunto de medidas de desregulación del mercado laboral, que contendría la eliminación de las indemnizaciones por despido y la negociación colectiva por empresa, entre otras medidas, como la desregulación de las obras sociales.

En ese sentido, en declaraciones radiales, Sebastiani se mostró hoy partidario de que esas decisiones tengan un fuerte consenso por parte de la sociedad y recordó que las medidas serán analizadas "en el Consejo del Empleo y del Trabajo, tal como lo dijo el presidente".

"Se trata de buscar un consenso, absolutamente necesario para que no pase lo que está pasando cuando dice (el presidente del bloque de diputados del PJ, Jorge) Matzkin que es un tema pesado para el Congreso", indicó el diputado.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?