Bailando por un sueño 2014: Aníbal Pachano no pudo con Noelia Pompa y fue eliminado del certamen

Diego Reinhold inauguró la pista árabe; no le fue muy bien
Diego Reinhold inauguró la pista árabe; no le fue muy bien Crédito: Gentileza Ideas del Sur
El lunes, el productor teatral había decidido ir directo al voto telefónico por un entredicho con Moria Casán
(0)
19 de noviembre de 2014  • 09:00

Dicen que el que no arriesga no gana... pero, en este caso, arriesgar le salió bastante caro a Aníbal Pachano. Hace tiempo, el productor teatral anda sumido en escándalos, hace poco fue su cruce con Axel Freyre -quien hizo un comentario poco feliz sobre su esperanza de vida- y el último que tuvo, fue por Vicky Xipolitakis. Sí, Vicki Xipoitakis lo puso en el foco de las miradas al acusarlo de no bancarse que ella reciba más aplausos en Divain, obra en la que compartían cartel. Y ahí entra un tercero en discordia: Moria Casán, quien saltó a defender a su protegida en " Bailando por un sueño 2014 " , justo antes de que Pachano saliera a hacer su performance de pop latino. Eso fue lo que dejó directamente al bailarín a merced del público, ya que su orgullo hizo que no hiciera su número y no hubo argumento que valga para convencerlo. Así las cosas.

Una gala intensa. Quedaban cuatro parejas y el jurado tenía que definir cuál de ellas competiría con Pachano en el voto telefónico. El lunes habían salvado a tres de los siete sentenciados, ahora quedaba el resto. Jésica Cirio y Juan Carlos Acosta salieron rápidamente de la lista negra; luego, Eleonora Cassano y Pablo Juin; y, por último, Hernán Piquín y Cecilia Figaredo. ¿Entonces quiénes quedaban a merced de los televidentes? Pachano y Laurita Fernández vs... Noelia Pompa y Facundo Mazzei. ¿Le salió mal la indignación a Pachano? Así las cosas. Noelia es una de las preferidas de ShowMatch y fácil no iba a ser ganarle esa pulseada.

Con el 51.83 % de los votos, Pompa y Mazzei fueron salvados en una votación muy peleada. Pachano, apenas conocido el resultado, disparó: "Si nos salvaban iba a pedir reemplazo, no iba a bailar más". Al parecer, se quería ir del certamen. Así las cosas.

Ocho parejas, nuevo ritmo. Ahora, la danza árabe se apoderó de la pista y los debutantes fueron Diego Reinhold y Lourdes Sánchez, quienes llegaron en patines. Su performance no convenció al jurado, que con los finalistas se puso más exigente que nunca. "Esta es una danza ondulante, de vibración, es como un serpenteo constante. En Lourdes lo vi hasta ahí y los movimientos de Reinhold estuvieron raros. Fue bueno el comienzo y después se diluyó. No me gustó", opinó Moria Casán y les puso un 6. "No fue una performance digna de los ocho finalistas. Revísenla, por favor", decretó Marcelo Polino y levantó un 3. ¡Flojo comienzo! La pareja alcanzó unos escasos 16 puntos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.