Suscriptor digital

El Gobierno reclamó celeridad a jueces y fiscales si se producen saqueos en diciembre

Berni y Granados se reunieron con unos 180 magistrados; avanzaron en un plan de fin de año
Mariano Obarrio
(0)
27 de noviembre de 2014  

La preocupación oficial del gobierno de Cristina Kirchner por una posible crisis social en diciembre próximo sumó ayer otro capítulo. El secretario de Seguridad, Sergio Berni, y su par bonaerense, Alejandro Granados, se reunieron en un gran almuerzo con 180 jueces federales, jueces ordinarios y fiscales para acordar un mecanismo de "acompañamiento y celeridad" si se producen saqueos a comercios y supermercados o cualquier tipo de agitación social.

El encuentro se produjo desde el mediodía y se extendió hasta pasadas las 16, y tuvo lugar en la Escuela de la Gendarmería, en el municipio de La Matanza. "Eran 180 jueces federales, jueces ordinarios y fiscales de la provincia", confirmó a LA NACION un allegado a Granados.

"La idea era hacer un cierre de año, informal y cordial, y mostrar el trabajo conjunto en materia de seguridad ciudadana y también ante posibles hechos de violencia social en diciembre", confiaron otras fuentes oficiales, tanto en la Casa Rosada como en el gobierno bonaerense, que dirige Daniel Scioli.

El relato oficial indica que "no existen hipótesis de conflicto concretas" de posibles saqueos. Niegan que la pobreza y la inflación generen clima de pobreza y malhumor social para que se produzcan este tipo de episodios. En Balcarce 50 lo atribuyen exclusivamente a información de inteligencia sobre la supuesta actividad de 150 punteros y organizaciones sociales que quieren desestabilizar al Gobierno.

Sin embargo, los saqueos reaparecieron sólo en diciembre 2012 en San Carlos de Bariloche y se reiteraron en 2013 en Córdoba. En ambos casos, se propagaron a otras provincias y municipios.

El único elemento nuevo, luego de 11 años en que no hubo saqueos, es el contexto de deterioro social por la pérdida de poder adquisitivo real debido a la inflación. Previo a ello, no había habido episodios de violencia social desde diciembre de 2001, cuando debió renunciar el gobierno de Fernando de la Rúa.

Entre los presentes en Gendarmería estuvieron los jueces Alberto Santamarina, Juan Pablo Salas, Jorge Rodríguez, César Melazo, Noberto Occhipinti y Federico Atencio.

"Ante cualquier saqueo o hecho de agitación, Berni pidió que la respuesta de los jueces sea rápida para que acompañen a las fuerzas de seguridad, que harán un despliegue rápido. Pero los fiscales y los jueces son los que deben dar las órdenes para que las fuerzas puedan actuar", dijo un funcionario provincial.

"Tienen que actuar con toda la celeridad y la rigurosidad porque Berni dice que a veces los fiscales llegan horas después de los conflictos", agregó otra fuente. Hace dos semanas, tal como adelantó LA NACION, Berni comenzó a pulir un plan antisaqueos con la procuradora general de la Nación, Alejandra Gils Carbó, y los fiscales. Además, dispuso que todas las fuerzas de seguridad, Policía Federal, Gendarmería, Prefectura y Policía de Seguridad Aeroportuaria, suspenderán las vacaciones por el mes de diciembre para evitar posibles desbordes.

En ese caso, todas estarán en apresto para hacer operativos de despliegue rápido a cualquier provincia donde se presenten los disturbios. "Se habló de la posibilidad de saqueos a fin de año", confirmó una fuente de la Casa Rosada.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?