España: la Fiscalía Anticorrupción pidió que se exculpe a la infanta Cristina

Como se había anticipado, el fiscal Pedro Horrach solicitó al juez que se archive la causa contra la hermana del rey por un caso de corrupción pero que le reclame casi 600.000 euros que utilizó "a título lucrativo"; para Urdangarin pidió casi 20 años de cárcel
(0)
9 de diciembre de 2014  • 09:18

PALMA DE MALLORCA.- La Fiscalía Anticorrupción solicitó hoy al juez que archive la causa contra la infanta Cristina , hermana del rey Felipe VI de España, investigada en un caso de corrupción, por "inexistencia de indicios racionales de criminalidad".

No obstante, el fiscal, Pedro Horrach, pidió al juez José Castro, que investiga el denominado "caso Nóos", que considere a la infanta responsable civil a título lucrativo por haberse beneficiado de 587.413 euros, que deberá devolver.

En la misma causa, por el desvío de fondos públicos al Instituto Nóos, una falsa entidad benéfica que presidió el marido de la infanta, Iñaki Urdangarin, el fiscal pidió para él una condena de 19 años y 6 meses de prisión y que pague 3,5 millones de euros de multa por el desvío de fondos públicos mediante varios presuntos delitos de corrupción, fraude fiscal y blanqueo.

El caso Noós investiga a una fundación sin ánimo de lucro con ese nombre presidida por Urdangarin, a la que supuestamente fueron desviados 6,1 millones de euros de fondos públicos entre 2004 y 2007.

Mientras tanto, la cantidad de dinero que deberá devolver la infanta Cristina, si el juez confirma lo recomendado por el fiscal, es la mitad de los fondos que, según el ministerio público, ingresó de forma ilícita la empresa Aizoon, propiedad de la hermana del rey y su esposo creada en 2003, y que destinaron a pagar gastos personales.

Si el juez Castro toma en cuenta lo recomendado por la Fiscalía Anticorrupción, Cristina de Bordón se beneficiaría por la llamada "doctrina Botín", una jurisprudencia que impide enviar a juicio a alguien si no lo acusan el fiscal ni la víctima (que en el caso de un delito fiscal sería la Hacienda Pública, representada por la Abogacía del Estado).

Según el diario El País, Horrach no reconoce la existencia de una mínima prueba de cargo indiciaria y objetiva de la participación de la infanta en los presuntos delitos contra la Hacienda pública atribuidos a Urdangarin. Además, cree innegable que, aparte del dato de la participación societaria de la Infanta en la sociedad Aizoon, no se describe un mínimo relato indiciario de cooperación con el fraude de su esposo.

Desvíos

Horrach sostiene que Urdangarin creó Aizoon y que la utilizó como sociedad interpuesta para percibir rentas derivadas de su propia actividad personal y pagar menos impuestos.

La infanta "accedió a participar en la sociedad dada la garantía y la confianza que le ofrecían su cónyuge y su asesor fiscal, sin ser consciente del objetivo último de su presencia", asegura el acusador público.

El fiscal sostiene que Urdangarin defraudó a Hacienda 182.005 euros en el ejercicio 2007 y 155.138 en el de 2008, utilizando Aizoon como sociedad pantalla interpuesta. Además, la empresa ingresó 837.638 euros de origen ilícito procedentes de la apropiación de caudales públicos desde el Instituto Nóos.

El fiscal considera que Cristina de Borbón, a pesar de desconocer el origen ilícito de parte de los fondos de los que se nutría Aizoon, "se benefició" porque su esposo los destinó a abonar servicios y suministros de tipo personal o familiar.

A prisión

Sin embargo, el sindicato Manos Limpias, que ejerce la acusación popular, pidió al juez Castro que lleve a juicio a la infanta Cristina por dos delitos contra la Hacienda Pública por los que reclama para ella un total de 8 años de prisión.

El juez Castro, que imputó el pasado 7 de noviembre a la hermana del rey de España por dos delitos fiscales, mantenía la hipótesis de que la sociedad Aizoon era una pantalla para eludir pagos a la Hacienda española.

La hija de Juan Carlos I declaró una sola vez ante el juez, en febrero pasado. En ese momento dijo desconocer cuál era la actividad real del Instituto Nóos, se despegó de la gestión de Aizoon y juró que confiaba ciegamente en Urdangarin "por amor".

El fiscal Horrach, tras entregar su escrito de acusación por el caso Noós, en el que no acusa a la infanta Cristina, ratificó sus diferencias con el juez Castro: "Sigo solicitando el sobreseimiento, como he repetido mil veces, no comparto el criterio de la acusación popular y por tanto pido el archivo para ella".

Agencia EFE

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.