Abre el shopping Distrito Arcos, en Palermo

Un año después, la Justicia revirtió la clausura que había pedido una cámara sectorial
Ángeles Castro
(0)
18 de diciembre de 2014  

El shopping Distrito Arcos, que desde hace un año no podía ser habilitado por orden judicial, abrirá finalmente hoy sus puertas al público en Palermo, luego de un fallo de alzada que así lo autorizó.

En un fallo de mayoría, la Sala II de la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo consideró que la Federación de Comercio e Industria de la Ciudad (Fecoba) no acreditó la existencia de un conjunto uniforme de comerciantes minoristas próximos al emprendimiento a quienes el mismo les resulte lesivo por igual. Es decir que no hay daño a un interés común o colectivo, como argumentaba.

Los jueces Esteban Centanaro y Fernando Juan Lima consideraron que la entidad "no justificó adecuadamente la representación de los intereses individuales homogéneos de los comerciantes minoristas, por quienes pretendió" frenar la apertura del shopping, que la empresa IRSA construyó y explotará en Juan B. Justo y Santa Fe y las calles Paraguay y Godoy Cruz. Por eso, rechazaron la legitimación activa de la Fecoba.

La jueza Mabel Daniele votó en disidencia. La cámara se expidió por la apelación del Ministerio Público Fiscal al fallo de primera instancia que prohibió la inauguración hace un año.

La Fecoba también había pedido detener la inauguración por las consecuencias de tipo ambiental del centro comercial en el entorno. Pero la Cámara de Apelaciones recordó que la Agencia de Protección Ambiental porteña aprobó el estudio de impacto ambiental presentado por IRSA e indicó medidas por implementar para mitigar los efectos del funcionamiento del shopping.

Consultados, voceros de Fecoba dijeron que apelarán el fallo de la Justicia, mientras que fuentes del Ministerio Público Fiscal indicaron que la presentación de esa apelación no implicará la suspensión de la apertura.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.