Lo mejor y lo peor de los Globos de Oro

El equipo detrás de Boyhood, feliz con su Globo de Oro
El equipo detrás de Boyhood, feliz con su Globo de Oro Fuente: Archivo
Un repaso por los altibajos que nos dejó la ceremonia de la prensa extranjera de Hollywood
(0)
12 de enero de 2015  • 10:05

Como todos los años, los Globos de Oro dan en la tecla en muchas categorías pero fallan notoriamente en otras tantas. En este conteo, recordamos algunos buenos y malos momentos de una ceremonia algo deslucida. Aquí un recorrido por lo mejor y lo peor de los premios antesala a los Oscars:

*LO MEJOR:

*1. BOYHOOD MARCHA SEGURA AL OSCAR

Si bien perdió en una categoría importante como lo es la de mejor guión original - que fue a manos de Birdman -, Boyhood consiguió los premios clave para posicionarse como la favorita para los inminentes Oscars. Luego de una prolífica y variada filmografía, finalmente Richard Linklater empezó a ser reconocido como lo merece, gracias a la épica película independiente que filmó a lo largo de doce años, toda una proeza y un testamento de su temple como cineasta. Linklater obtuvo el Globo de Oro al mejor director del 2014, y su película consiguió el galardón mayor a la mejor obra dramática. Por su parte, Patricia Arquette , en un año de gran competencia para las actrices de reparto, también obtuvo un premio de la prensa extranjera de Hollywood. Por lo tanto, una vez que se entreguen los galardones del Sindicato de Actores el domingo 25 se podrá corroborar si Boyhood es, en definitiva, la película a vencer en la ceremonia de la Academia. Si logra obtener el premio al mejor elenco y Linklater es reconocido por sus pares en la gala de la DGA, entonces ya es posible vaticinar que el film protagonizado por Ellar Coltrane está destinado a sumarse a la lista de mejores películas de la historia, según la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Hollywood.

*2. EL GRAN HOTEL BUDAPEST SE IMPONE SOBRE BIRDMAN

Wes Anderson recibe sorprendido el premio a la mejor película cómica del año
Wes Anderson recibe sorprendido el premio a la mejor película cómica del año Fuente: Archivo

Cuando todo parecía indicar que Birdman iba a convertirse en la gran ganadora en la categoría cómica - su guión fue reconocido, así como también su protagonista Michael Keaton -, silbando bajito llegó Wes Anderson y le sacó el premio a Alejandro González Iñárritu. El galardón es motivo de festejo por varios motivos: entre ellos, que Anderson es un realizador único cuyo talento no siempre convive de buena manera con los circuitos de premios, y que este triunfo viene acompañado por el gran empuje que El gran hotel Budapest recibió por parte de los premios BAFTA, donde obtuvo nada menos que once nominaciones. En consecuencia, se espera que los Oscars incluyan en su lista de nominadas - cuyo número permanecerá en secreto hasta el próximo jueves - a la comedia de Anderson, que debió llevar a cabo la difícil tarea de permanecer en la memoria de los votantes, aún habiendo sido estrenada meses antes de que comenzara la carrera hacia el premio mayor. No deja de ser motivo de celebración que el regreso de Anderson a su mejor forma - aquella que tantas alegrías nos dio con Los excéntricos Tenenbaums, cuyo guión fue nominado al Oscar - tenga el aval que indudablemente se merece.

*3. THE AFFAIR Y TRANSPARENT, DOS GRANDES SERIES GALARDONADAS

Transparent gana merecidamente el premio a la mejor serie cómica del año
Transparent gana merecidamente el premio a la mejor serie cómica del año Fuente: Archivo

Pocas veces se produce la bienvenida coincidencia de que dos de las mejores series del año en sus respectivas categorías (comedia y drama) obtengan ambas el Globo de Oro. Afortunadamente, y en relación a cómo a estos premios en particular les gusta reconocer producciones televisivas novedosas en contraposición a productos ya instalados, en esta ceremonia tanto Transparent como The Affair fueron considerados como los mejores exponentes televisivos del 2014. En el caso de la "comedia" (categoría discutible, si las hay) concebida por Jill Soloway, estamos ante una brutal observación de cómo se modifica una dinámica familiar ante la noticia de que el padre de la familia expresa sus deseos de ser transexual. Melancólica, concisa y con una música excelente a cargo de Dustin O'Halloran, esta serie de los estudios Amazon captó la atención de los Globos de Oro por partida doble: su protagonista Jeffrey Tambor también obtuvo un premio. En el caso del drama The Affair, aún con sus desniveles, logró mantener el interés gracias al juego con los puntos de vista en la narración y, sobre todo, gracias a su magnética protagonista Ruth Wilson, quien también obtuvo el Globo de Oro, posiblemente uno de los más justos de la noche. Plus: El premio a Maggie Gyllenhaal por su notable trabajo en la miniserie The Honourable Woman.

*LO PEOR:

*1. UNA CEREMONIA QUE CARECIÓ DE ORIGINALIDAD

Tina Fey y Amy Poehler no brillaron como en otras oportunidades
Tina Fey y Amy Poehler no brillaron como en otras oportunidades Fuente: Archivo

A diferencia de sus dos previas incursiones como anfitrionas de los Globos de Oro, en su última tarea de conductoras de la ceremonia ni Tina Fey ni Amy Poehler brillaron tanto como era de esperarse. El problema no residió tanto en el monólogo inicial - donde naturalmente suelen tirar toda la carne al asador - sino en la esporádica manera en la que fueron apareciendo a lo largo de toda la entrega de premios. Al no haber estado tan presentes como en otras oportunidades (y cuando estuvieron, los chistes simplemente no funcionaron), gran parte del éxito de la ceremonia dependió de las habilidades humorísticas de los presentadores, que en la mayoría de los casos fallaron en el intento, olvidándose sus frases o bien mostrándose distraídos . Sin embargo, la aparición de Bill Hader y Kristen Wiig (quienes modificaron citas famosas de películas, en un sketch que recordó al que Wiig protagonizó con Will Ferrell el año pasado) y del siempre filoso Ricky Gervais (quien apuntó contra todas las estrellas de Hollywood en menos de un minuto, cerveza en mano) lograron que la transmisión no termine de volverse indefectiblemente tediosa.

*2. FARGO OPACA A TRUE DETECTIVE

Billy Bob Thornton le arrebata el premio a Matthew McCounaghey
Billy Bob Thornton le arrebata el premio a Matthew McCounaghey Fuente: Archivo

La pregunta obligada es: ¿Qué pasó con True Detective? La miniserie de Nic Pizzolatto para HBO pasó de ser la favorita de la crítica a la producción más vapuleada una vez que salieron a la luz los posibles plagios de su creador. Seguramente algo de ese escándalo debió haber afectado sus chances de ganar el Globo de Oro - lo mismo sucedió en los recientes premios Emmy -, pero nada justifica el galardón a Billy Bob Thornton por sobre la impresionante transformación de Matthew McConaughey en esa fascinante criatura que fue Rust Cohle. Basta ver la última escena de True Detective para reconfirmar que el premio no podría haber caído en manos de otro actor dramático. Veremos si en su segunda vuelta (ya sin la extraordinaria dirección de Cary Joji Fukunaga), la producción de Pizzolatto podrá sobrevivir a esa fuerte polaridad amor-odio que generaron sus únicos ocho episodios hasta el momento, los cuales, para bien o para mal, no pasaron inadvertidos ante la voracidad de los espectadores de series.

PARTICIPACIÓN. ¿CUÁLES FUERON OTROS BUENOS Y MALOS MOMENTOS DE LA CEREMONIA? LOS INVITAMOS A SUMARLOS EN LOS COMENTARIOS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.