Advierte Economía que si el Citi no paga le quitará la licencia

Tras el fallo de Griesa, que frena el pago, amenazó con retirarle el permiso al banco
Martín Kanenguiser
(0)
14 de marzo de 2015  

El Ministerio de Economía advirtió que el Citibank debe cumplir con la ley argentina y pagarles a los bonistas, pese al fallo de anteayer del juez de Nueva York Thomas Griesa que le impide cumplir con este trámite.

En un comunicado, la cartera económica sostuvo ayer que "la República reitera que continuará efectuando los pagos de toda su deuda normalmente, en cumplimiento de sus obligaciones legales".

De inmediato, subrayó: "Aquellas entidades que operan en la República Argentina están obligadas a cumplir la legislación nacional, y las autoridades locales serán inflexibles en asegurar su cumplimiento". Una fuente del Palacio de Hacienda ratificó esta estrategia ante una consulta de LA NACION: "Si no pagan el vencimiento de la deuda del 31 de este mes, se tomarán las medidas correspondientes".

No existe la misma visión inflexible en el Banco Central, aunque afirman que hay diálogo permanente con Economía sobre esta cuestión, aclararon que aún no están agotadas todas las instancias procesales y que el Citibank ha mostrado buena predisposición al apelar y pedir un stay para poder pagarles a los bonistas argentinos.

Al respecto, recordaron el compromiso del Citi de transferir el dinero de los bonistas argentinos a Euroclear para poder pagarles.

En tanto, en el comunicado el equipo económico volvió a cuestionar al magistrado de Manhattan, al señalar que cometió "un vergonzoso exceso de jurisdicción".

En este sentido, indicó que "Griesa le ordenó a Citibank Argentina que cumpla una orden que no sólo es operativamente imposible, sino que, más grave aún, expone a la sucursal argentina del banco estadounidense a violar las leyes argentinas y perder su licencia bancaria en el país".

Y luego, para dejar bien en claro que esta amenaza se puede transformar en realidad, recuerda: "El propio Citibank ha señalado que su sucursal en la Argentina si no remite los fondos que recibe a sus clientes, tal como lo hará el resto de los custodios, incumplirá la ley bancaria de la Argentina".

Por lo tanto, "la República podría revocar la licencia de Citibank Argentina e incluso imponer responsabilidad penal a sus empleados".

Esta advertencia también está contenida en la carta que la abogada del Citi Karen Wagner le envió anteanoche a Griesa, en la que le pidió una cautelar para que suspenda la aplicación de su medida que le impide pagar los bonos Par de la Argentina el próximo 31.

"El stay protegería al Citibank de consecuencias catastróficas mientras busca la apelación a la orden del 12 de marzo de 2015", agregó la letrada del estudio Davis Polk.

Según Wagner, el banco norteamericano se encuentra atrapado entre "dos obligaciones irreconciliables", ya que, por un lado, el banco le informó a Griesa que no desacatará su orden, pero, al mismo tiempo, si no consigue un stay, sufrirá la revocatoria de su licencia en el país y la cárcel para sus ejecutivos.

"Estos riesgos no son hipotéticos", expresó la abogada, citando una carta del Ministerio de Economía al Citi de agosto pasado.

De este modo, si el Citi no puede pagar, "sufrirá un daño inmediato e irreparable, incluyendo su valiosa licencia bancaria en la Argentina".

Para reforzar su argumento, la defensora del banco norteamericano sostuvo que "dañar al Citi no provocará que la República cumpla con las órdenes de la Corte ni que negocie con los demandantes, ni colocará a éstos en una situación peor que la que están ahora".

Lo que dijo el fondo buitre más importante en esta causa, NML, tras el fallo de Griesa, es que "la Argentina debe discontinuar su desafío a la corte y negociar su resolución a esta disputa". Los demandantes creen que, si el Gobierno mostrara alguna disposición para negociar a través del mediador Dan Pollack, sería más sencillo obtener el stay.

Pedido de Aurelius

Anoche, los otros fondos buitre participantes de la causa (Aurelius y Blue Angel) le pidieron al juez, a través de sus abogados, que le niegue al Citi el stay, al considerar que la amenaza de la Argentina de quitarle la licencia al banco no constituye una base para dar de baja la orden de la corte. Además, rebate el argumento del Citi al expresar que una cautelar sí provocaría daño sobre el derecho de los holdouts, porque postergaría el cumplimiento de las obligaciones por parte de la Argentina. También niegan las chances de éxito al pedido de apelación del Citi.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?