Visión única de Roma

Sobre Cuarenta iglesias romanas, del Germán Moldes
Graciela Melgarejo
(0)
16 de agosto de 2015  

Una pregunta para el viajero que vuelve a Roma: ¿qué recorrer ahora? La ciudad es, por supuesto, infinita, pero la propuesta de Cuarenta iglesias romanas, del conocido fiscal Germán Moldes, es distinta: "Nadie podrá decir que conoce Roma si no ha hecho al menos una somera recorrida por sus iglesias".

La decisión que llevó a Moldes a escribir esta guía tan original está basada en experiencias propias: abogado especializado en materia penal (a lo largo de casi cincuenta años ha desempeñado funciones en los tres poderes del Estado y el Ministerio Público Fiscal de la Nación), residió largos períodos en Roma y, en sus propias palabras, "fueron años hermosos al calor de una experiencia profesional fascinante: un par de consultorías internacionales en proyectos argentino-italianos que se desarrollaban en el marco de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD)". Al trabajo se sumó la posibilidad de vagabundear por las calles a tal punto que le inspiraron esta "especie de guía" que es su segundo libro –el primero fue Maquiavelo. Ayer, hoy y mañana–, y que ahora ve la luz, estructurada en quince recorridos por las cuarenta iglesias escogidas, pensado uno por día, dentro de las posibilidades del paseante.

Moldes no ha dejado nada librado al azar: de los recorridos, organizados desde la periferia hasta el centro, se ha preocupado por consignar en cada caso de qué tesoro patrimonial va a disfrutar el futuro visitante: "El porqué de su nombre, qué significado tiene cada altar, cada cuadro, cada vitral, cada mosaico o cada monumento, cuáles fueron las tribulaciones y vicisitudes de quienes las construyeron". De Santa María in Domnica, la primera de las iglesias escogidas, a la monumental San Pedro, que cierra el último paseo, en una prosa clara y cuidada, pero sin desdeñar coloquialismos ni algunas voces lunfardas, y siempre con mucho humor, esta guía, que recuerda a los escritores y viajeros argentinos de la Generación del 80, se detiene minuciosamente, por ejemplo, en la descripción del Moisés de Miguel Ángel, que está en la bella y escondida San Pietro in Vincoli, o en el camino de regreso de San Gregorio Magno: "Estamos en un bellísimo jardín entre altas coníferas, limoneros, naranjos, palmeras enanas y macizos de flores esparcidos aquí y allá", para ubicar a su lector en tiempo, espacio y espíritu de la obra de arte descripta.

Un prólogo del ex embajador argentino en Italia, Humberto Roggero, ocho páginas con bellas fotografías en color, más glosario, bibliografía e índice onomástico completan este estupendo trabajo que logra un perfecto equilibrio entre erudición y conocimiento amoroso de una ciudad inimitable.

CUARENTA IGLESIAS ROMANAS

Por Germán Moldes

Dunken

248 páginas

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.