Suscriptor digital

Verónica Magario: "Yo sugerí que Aníbal se baje, pero hoy es nuestro candidato"

Diego Sehinkman
(0)
29 de agosto de 2015  

La entrevista tuvo lugar en la intendencia de La Matanza, en San Justo.

-Como si fuera una sesión real, podríamos empezar por el padre. Hábleme de este hombre (foto de Raúl Magario, tesorero de Montoneros en los 70)

-No fue mi maestro político: es mi padre y sigue siéndolo, con las grandes diferencias que hemos tenido siempre. Por supuesto que esto me permitió nacer en una cuna peronista y vivir como hija de un militante.

-Si usted tuviera que contar quién fue él, ¿qué diría?

-Un militante de la época de los 70, con sus errores y con las grandes diferencias que hubiéramos tenido si yo hubiera tenido edad para poder.

-Pero espere, ¿qué fue su padre?

-Un militante de los 70.

-¿Se da cuenta cómo le cuesta contar qué fue?

-Dónde militó es otra historia. Vos me preguntaste qué fue.

-Este pasaje del diálogo muestra que todavía la palabra "montoneros" sigue siendo tabú para muchos de los que estuvieron ahí o para sus familiares.

-Fue militante de Montoneros, sí, es cierto. Hay un gran mito.

-¿Cuál es el mito?

-Eso tendrías que preguntárselo a él, porque los militantes de aquella época tienen una reserva absoluta. Yo conozco más por los libros que por las propias palabras.

-¿Nunca habló con su padre de aquellos años?

-Jamás.

-Raúl Magario fue el que contó el dinero del secuestro de Born. Eso muestra el nivel de importancia que tenía.

-Tuve un gran padre militante que me enseñó lo que era el peronismo.

-¿Pero qué opina usted de aquellos años?

-La época de los 70 es muy valorable porque aquellos jóvenes daban su vida por sus ideales. Y para nosotros los militantes es muy valorable que nos desprendamos hasta de nuestra propia vida por los demás. Esa generación fue eso, fundamentalmente una generación que concebía transformar por el bien común y lo hicieron con mucho compromiso.

-¿Cómo se siente hablando de este tema?

-¿Sabés qué pasa? Es la historia de mi viejo, no la mía. Yo tengo otra historia. Y no quiero ser la "hija de" sino que he construido una vida de militancia propia. Nosotros fuimos hijos de la persecución y del exilio. Y hubo dos grandes cosas: una es el silencio de los más grandes.

-¿Un pacto de silencio?

-Un gran silencio, siempre, eternamente. Y para nosotros los hijos, el pacto implícito era el olvido: hemos borrado mucho. Fue un gran mecanismo de defensa que adoptamos para olvidarnos de aquello que habíamos vivido.

-Su padre estuvo preso y luego fue indultado por Menem.

-Cuando yo llegué del exilio y empecé a adaptarme de vuelta a la Argentina, en el año 84, cumplía los 15 años. Y al poco tiempo él cae detenido. Yo termino la secundaria, empiezo a trabajar sola con mi hermano y aquel 8 de octubre del 89 yo al viejo le dije.

-El día en que sale indultado...

-... "hasta aquí llegué, ésta es tu vida, yo te acompañé como hija, pero a partir de ahora empieza mi etapa para construir mi propia vida". Y ahí empezó mi militancia, con mis propios ideales.

-Hablemos de las internas. Usted dijo que "fueron desgastantes"

-Yo soy una convencida de que las internas en esta etapa no tendríamos que haberlas hecho. El objetivo mayor nuestro es la elección del 25 de octubre y tenemos que mostrarle a este país que Daniel Scioli es el hombre para ser el presidente estos próximos cuatro años.

-¿Cómo debió haber sido?

-No deberíamos haber tenido internas. Deberíamos haber tenido un solo candidato a gobernador en la provincia. Obviamente, a mí me hubiera gustado Fernando Espinoza.

-Ahora mire esta foto y dígame lo que siente: (Aníbal Fernández)

-El próximo gobernador de la provincia de Buenos Aires.

-¿Pero usted no le dijo en plena interna: "Dejate de romper las pelotas"?

-(se ríe). Estábamos en el medio de un acto y, en realidad, ¿sabés por qué le dije esto? En función de que no perdamos tiempo en una interna, de que no nos desgastemos.

-Estaba pidiendo que se baje...

-Nunca dije eso, pero sugerí (se ríe). Hoy es nuestro candidato y vamos a trabajar firmemente para que Aníbal sea el próximo gobernador.

-Se sabe que la relación de Aníbal con Espinoza estuvo lejos de la cordialidad, a pesar de que ahora quieran cerrar heridas. ¿Por qué ni Espinoza ni usted fueron a la reunión que armó el jefe de Gabinete en un hotel con todos los intendentes para alinear la tropa?

-Teníamos sesión nosotros. Me invitaron y yo les avisé que no podía ir. Yo soy una diputada nacional comprometida con mi labor, aunque sea candidata a intendenta de La Matanza.

-¿Y Espinoza?

-Fernando no sé, pero esa reunión, hasta donde yo sé, era con los candidatos para octubre.

-El faltazo alimentó la suspicacia de que no será fácil la reconstrucción del vínculo.

-Nosotros no tenemos diferencias con Aníbal, es parte del proyecto en el que estamos, es parte del FPV y ahora es nuestro candidato a gobernador. En una interna el que gana conduce, el que pierde acompaña.

-¿De cuánto es la pobreza en La Matanza?

-Nuestro distrito creció muchísimo, tiene más de dos millones de habitantes, más de un millón de electores, y teníamos un 56% de desocupación en 2002-2003. La Matanza generó 250 mil puestos de trabajo entre el surgimiento de industrias, todo lo que es comercio...

-¿Pero de cuánto es la pobreza?

-Trabajé en el área social cuando en La Matanza había hambre, cuando había piquetes en la ruta 3, estaba el famoso trueque, el fuego que se prendía en la esquina de cada barrio. Nosotros trabajamos muchísimo con los comedores, las escuelas, empezamos un proceso de reconstruir emprendimientos productivos. De esa manera hemos ido erradicando muchísimo la pobreza.

-¿Qué porcentaje tiene agua potable?

-Hoy toda La Matanza tiene agua potable. ¡El 100%! ¡El 98%! Me falta un 2% que estamos terminando.

-¿Y cloacas?

-El 70%.

-Vamos a Tucumán: ¿La represión podría afectar a Scioli?

-Es un error del gobierno tucumano. Es una locura del jefe de la Policía.

-¿Usted cree que Alperovich podía no saber?

-El jefe de la Policía muchas veces toma decisiones que no le corresponden y por eso el gobierno de Tucumán tomó las medidas que tuvo que tomar.

-¿No están usando al jefe de polícia de fusible?

-La Policía es un organismo que funciona con sus propias decisiones. Echarle la culpa a Alperovich es una barbaridad.

-Se dice que en algunas provincias, como en Tucumán, hay rasgos de gobierno feudales.

-Es una gran mentira.

-Si Scioli es presidente, ¿cuánto nivel de influencia va a tener Cristina?

-Las decisiones a partir del 11 de diciembre las va a tomar Scioli.

-¿Y a nivel nacional quién va a ser el líder del peronismo?

-El peronismo va a ir construyendo. No se construyen de un día para el otro. En esta etapa ha consolidado el liderazgo de Néstor y Cristina, y el próximo presidente va a ser Daniel.

-Después de las PASO, Máximo Kirchner dijo que "ningún candidato superó el 40 %"

-(Se ríe) Nosotros en La Matanza hicimos 52 puntos, ¡se equivocó Máximo!

-Dejamos acá.

HISTORIA CLÍNICA

Magario, Verónica

Edad: 46

Ocupación

Diputada nacional y candidata a intendenta de La Matanza por el FPV

Observaciones

El modo en que reelaboró el vínculo con su padre la retrata mejor que sus opiniones sobre actualidad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?