El Metrobus ya corre por la autopista 25 de Mayo

El sistema de carriles reversibles fue inaugurado ayer; lo usarán seis líneas de colectivo y combis; el recorrido insume la mitad de tiempo de viaje
Josefina Marcuzzi
(0)
6 de octubre de 2015  

El nuevo carril único para transporte público, inaugurado ayer, será reversible en función de la hora pico
El nuevo carril único para transporte público, inaugurado ayer, será reversible en función de la hora pico Fuente: LA NACION - Crédito: Marcelo Gómez

Vamos a respetar la puntualidad, ¿eh?, sugirió el actual jefe de gobierno porteño y candidato a presidente por Cambiemos, Mauricio Macri, antes de iniciar el recorrido en el colectivo de la línea 53. Ayer, pasadas las 15, encabezó el viaje inaugural del nuevo Metrobus 25 de Mayo, el primero en circular por una autopista. Tres horas después, en la hora pico, los colectivos comenzaron a circular hacia provincia; según las estimaciones, cubrirán el trayecto entre Constitución y el peaje Avellaneda de la AU Perito Moreno en la mitad de tiempo de viaje.

La traza tiene 7,5 kilómetros y su uso beneficiará a unos 120.000 usuarios de combis y de seis líneas de colectivos: 91, 8, 53, 57, 126 y 16. El servicio funcionará de lunes a viernes con un carril reversible en función de la hora pico: de 6 a 12 estará abierto el acceso hacia Capital; de 12 a 15 se cerrará completamente, y de 15 a 21 estará disponible el trayecto hacia provincia. El carril único tiene seis metros de ancho, lo que permitirá el sobrepaso de los vehículos.

LA NACION formó parte de ese viaje inaugural desde la avenida 9 de Julio hasta el peaje Avellaneda; se completó en poco menos de 14 minutos. Los primeros mil metros de autopista se hicieron por los carriles generales. Luego, a la altura de Entre Ríos, por el carril exclusivo.

Acompañado por el jefe de gabinete y futuro jefe de gobierno, Horacio Rodríguez Larreta; la candidata a gobernadora por Buenos Aires, María Eugenia Vidal, y el subsecretario de Transporte, Guillermo Dietrich, Macri realizó el recorrido y dijo a LA NACION: "Seguimos sumando mejoras en el transporte, creando un carril reversible que servirá para que los usuarios ganen 40 minutos".

Para la construcción del carril central para transporte público se hizo una obra de ingeniería que vinculó las calzadas de las dos manos de la autopista, a un costo de $ 128 millones. La unión de tableros se hizo entre las avenidas Entre Ríos y Lafuente (en Flores). El carril tiene una separación física de los otros carriles generales, con accesos movibles cada 500 metros que permiten la apertura y el cierre en caso de emergencias. La obra para la construcción del túnel y la ampliación del viaducto en el distribuidor Dellepiane -adyacente al peaje Avellaneda- sumó otros $131 millones. La suma total: $ 259 millones.

En la obra se reemplazó el sistema de iluminación tradicional de la autopista por un sistema de tecnología LED, y se incorporaron en total 786 luminarias. Las tareas también contemplaron la ejecución de desagües, nueva señalización vertical y horizontal para indicar el funcionamiento del corredor, incluyendo carteles de leyenda variable.

Para los controles se incorporaron medidores de velocidad máxima y dispositivos de lectura de patentes para verificar que el uso del carril exclusivo sea únicamente de dominios autorizados.

Reducción de tiempos

El Metrobus 25 de Mayo actuará como eje central para conectar los servicios de transporte público que salen y entran de provincia con la red porteña. El impacto en tiempo de viaje en hora pico, según consultas de LA NACION en las líneas 91, 8 y 57, rondaría los 12 minutos. El tramo que va de 9 de Julio a Perito Moreno, que hasta ayer a un colectivo le demandaba entre 20 y 25 minutos, podría reducirse a 13.

Se prevé que en los primeros días puedan ser necesarios ajustes o controles especiales para velar por la eficacia del cambio de sentido del carril, que se hará mediante un operativo entre las 12 y las 15. Otra variable a tener en cuenta será el estado del tránsito en el tramo entre la 9 de Julio y el ingreso al carril único a la altura de Entre Ríos, donde el transporte público irá a la par de los autos particulares.

"Yo voy a usar el Metrobus todas las veces que necesite ir a recorrer la provincia", dijo a LA NACION Vidal, que eligió un tapado negro y zapatos de taco rojos para la inauguración. En el túnel, los funcionarios descendieron del colectivo para tomarse una foto delante de los murales que decoran ese tramo. Incluso el colectivero de la 53 se llevó un registro en imagen del viaje en el que transportó a los funcionarios porteños.

El proyecto de la Subsecretaría de Transporte, ejecutado por Autopistas Urbanas SA (AUSA), construyó un túnel y un carril que unen la 25 de Mayo con la Perito Moreno, para que las unidades ingresen en forma directa al peaje Avellaneda; además, en Bernardo de Irigoyen y Cochabamba hay un ingreso exclusivo para colectivos en sentido a provincia, lo que posibilitará el acceso directo y rápido de las líneas provenientes de Constitución: la 91, la 53 y la 46.

La nueva obra también prevé cabinas exclusivas de peaje para Metrobus, tanto en el peaje Avellaneda como en el de Dellepiane 1 y 2. El pago en ambas se realizará mediante Aupass, lo que permitirá asegurar la fluidez del tránsito.

El equipo de funcionarios que participaron de la inauguración improvisó un video a bordo del colectivo que compartió a través de las redes sociales.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.