Suscriptor digital

Hay 422 árboles por persona en la Tierra; más de lo esperado, menos de lo deseable

Una vista de la deforestación en el Amazonas
Una vista de la deforestación en el Amazonas Fuente: AFP
En la Argentina la superficie de bosques se ha reducido drásticamente en los últimos años; reclamos por la falta de fondos a la ley que los protege
Laura Rocha
(0)
27 de octubre de 2015  • 00:57

En el mundo hay 422 árboles por persona, en promedio. Esto es 7,5 veces más de lo que se pensaba. Sin embargo, cada año se pierden 15.000 millones de ejemplares. Y, desde que comenzó la civilización humana, el número cayó un 46 por ciento.

Estas cifras, que fueron dadas a conocer en la revista Nature tras una investigación de la Universidad de Yale, toman especial interés a un mes de que se celebre la cumbre contra el cambio climático en París, a fines del mes próximo. En especial cuando la deforestación es una de las causas comprobadas de generación de gases de efecto invernadero.

Usando una combinación de imágenes de satélite, inventarios forestales, y tecnologías de supercomputación, el equipo internacional de investigadores fue capaz de mapear las poblaciones de árboles en todo el mundo a nivel del kilómetro cuadrado. Como resultado global, la investigación detectó 3.04 trillones de árboles. Las mayores densidades de árboles se encuentran en los bosques boreales en las regiones subárticas de Rusia, Escandinavia y América del Norte. Sin embargo, las áreas forestales más grandes, por el momento, están en los trópicos, que son el hogar de alrededor del 43 por ciento de los árboles del mundo. Sólo el 24 por ciento están en las densas regiones boreales, mientras que otro 22 por ciento existe en las zonas templadas.

Sin número exacto

Aunque no hay un número de árboles, en la Argentina se podría decir que estamos en emergencia forestal. El Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC), el organismo que produce la información científica para la ONU, señaló que "el 4,3 % de la deforestación global ocurre en la Argentina" y agregó que "la deforestación en el bosque chaqueño se ha acelerado en la última década a partir de la expansión agrícola, convirtiéndose así en la principal fuente de emisiones de carbono del norte argentino".

Según explica la Fundación Vida Silvestre Argentina (FVSA), esta situación se agrava al considerar la demanda de áreas productivas para urbanización, cultivo y fabricación de productos de madera. En Argentina, por ejemplo, se perdieron en los últimos diez años 3 millones de hectáreas por deforestación.

"En Argentina en 1990 contábamos con 34,7 millones de hectáreas de bosques naturales y que hoy se redujeron a 27,11 millones. Esto implica que en 25 años perdimos el 22% de bosques del país", precisó Manuel Jaramillo,coordinador del Programa Selva Paranaense. La ley de presupuestos mínimos para la protección de bosques no detiene el decrecimiento: establece zonas rojas, donde la tala está prohibida; zonas amarillas, donde se autoriza un uso sustentable del recurso, y zonas verdes, donde se autorizan los desmontes.

"El fondo para la ley tendría que tener un presupuesto de 5.121 millones de pesos y le dan sólo 265 millones. Estas partidas, en ninguna caso, han superado el 10% de los montos definidos por la norma", agregó el experto forestal. Con los niveles de emisión de carbono actuales, se necesitan dos veces la biocapacidad mundial de bosques para absorber todas las emisiones que general el planeta.

Video (en inglés)

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?