Suscriptor digital

Cálido homenaje a Bill Evans

Mauro Apicella
(0)
18 de noviembre de 2015  

Tributo a Bill Evans: Lilián Saba y músicos invitados. / Intérpretes: Lilián Saba (piano), Facundo Guevara (percusión), Horacio "Mono" Hurtado (contrabajo) y Quique Sinesi (guitarra) / Ciclo: Festival Buenos Aires Jazz / Sala: Usina del Arte.

Nuestra opinión: muy buena

Uno de los primeros conciertos del último sábado en el Festival Buenos Aires Jazz, que produce el gobierno porteño, fue dedicado a las comisiones especiales que cada año ofrece este encuentro. A primera vista, quien lee en el programa "Tributo a Bill Evans: Lilián Saba y músicos invitados", entiende que se trata de una especie de homenaje que el folklore le hace al jazz. Algo de eso hay en la propuesta, aunque no es del todo justo con ninguno de los dos. Lilián Saba no es folklorista, sin embargo la mayor parte de su carrera estuvo dedicada a la música de raíz folklórica. Se puede decir que está en la línea de proyección de Eduardo Lagos, Waldo de los Ríos y Manolo Juárez, pero también tiene el don de manejar, como compositora e intérprete, el melodismo de Adolfo Ábalos. No hay muchos casos como el suyo en nuestro país.

Salvando las distancias y los años, cabe la frase para Evans. No hay muchos casos como el suyo en su país (los Estados Unidos). Un músico que desafió los regionalismos cuando, habiendo nacido en la costa este de los Estados Unidos, su música estuvo más relacionada a la de la costa oeste, al cool jazz, al post-bop y al impresionismo académico del siglo XX. Fue un músico gigante (débil ante excesos mundanos que pagó con su propia vida, el 15 de septiembre de 1980, pero enorme por su altura artística). Su influencia fue universal, sobre todo para aquellos que entienden que el jazz nació como música regional y se convirtió en un lenguaje mundial.

Hubo algunas confirmaciones en el puñado de obras que eligió Saba para este concierto. Porque cuando uno escucha, en versiones del propio Evans, temas como "Turn Out the Stars" o "Your Story", podrá asociar algunos de sus momentos con el bolero o el tango de los sesenta o setenta. Conexiones, puntos de contacto.

Lo que ha hecho Saba para este concierto junto a Facundo Guevara (percusión), Horacio "Mono" Hurtado (contrabajo) y Quique Sinesi (guitarra) fue rescatar el lirismo de Evans para recontextualizarlo en un grupo que, por momentos, se convirtió, a la manera argentina, en un guiño al trío de jazz (piano, contrabajo y, para la ocasión, una mezcla de percusión y batería) más una guitarra, en algunos temas.

La distancia que ha tomado Saba del jazz le ha permitido hacer esa extracción y recontextualización de manera finísima; aportar lo suyo sin necesidad de traer consigo los lugares más comunes del jazz, como ciertos acordes, escalas e inflexiones típicas del lenguaje.

Su pianismo aplicado a Evans careció de clisés, de pirotecnia, de efectismo, de demostraciones de virtuosismo solista. La capacidad de síntesis, el despojo y -habrá que mencionarlo otra vez- el lirismo de Evans quedaron magníficamente retratados en ese concierto que tuvo caminos de milonga, de candombe o de músicas del NOA como senderos de tránsito. Saba se lució hasta en la combinación de "Your story", de Evans, con su propia composición, "El cielo de Benito" (en referencia al pago bonaerense Benito Juárez, donde nació Lilián).

También se escucharon otras de sus piezas, "Cantando bajito" y "Malambo libre" (su obra más conocida) ,que quedaron en este programa en muy buena armonía con clásicos de Evans como "Waltz for Debby". Una verdadera delicia para esta edición del Festival Buenos Aires Jazz.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?