Suscriptor digital

Alejandro Granados volvió a Ezeiza y ya rompió con el kirchnerismo: "No tengo nada que ver con el Frente para la Victoria"

Granados, en julio de 2014, cuando era fiel discípulo de Cristina Kirchner
Granados, en julio de 2014, cuando era fiel discípulo de Cristina Kirchner Fuente: Archivo - Crédito: LA NACION / Santiago Hafford
El ex ministro de Seguridad de Scioli juró como intendente en el municipio que conduce desde 1995; en las dos últimas elecciones fue con la boleta del FPV
(0)
12 de diciembre de 2015  • 18:42

(Télam).- El ex ministro de Seguridad bonaerense Alejandro Granados juró hoy como intendente de Ezeiza y volvió a asumir al frente del municipio que condujo desde 1995, con un discurso que marcó la ruptura con el espacio que lidera la ex presidenta Cristina Kirchner al afirmar: "Nada tengo que ver con el Frente para la Victoria".

En su regreso al Poder Ejecutivo local de ese distrito bonaerense, Granados, en forma enérgica, sentenció: "Sepan que soy un intendente peronista y que nada tengo que ver con el Frente para la Victoria".

"Soy del Partido Justicialista de Ezeiza y mis próceres fueron San Martín, Rosas, el teniente general Perón y la compañera Evita. Nunca se olviden de eso: Perón y Evita", concluyó el jefe comunal que evitó mencionar a los ex presidentes Néstor y Cristina Kirchner.

Granados fue reelecto en 2011 y 2015 por la boleta del Frente para la Victoria y desde agosto del 2013 hasta el 9 de diciembre de este año fue el ministro de Seguridad del entonces gobernador bonaerense Daniel Scioli.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?