José Luis Santero corre en Barcelona con la cabeza puesta en los Juegos de Río

El atleta que competirá en los Juegos Paralímpicos 2016 buscará revalidar en la media maratón de Barcelona su pasaporte para Río
Carolina Rossi
(0)
13 de febrero de 2016  • 09:18

Este domingo 14 de febrero a las 8..45 de España (4.45 de la madrugada argentina), José Luis Santero estará largando la media maratón de Barcelona en busca de su pasaporte para los Juegos a Río 2016.

El atleta disminuido visual y representante de la Asociación El Bosque ya tiene la marca requerida para maratón para los Juegos Paralímpicos a disputarse en setiembre próximo, pero se le exige una reválida para ratificar su clasificación. Debe demostrar que está en forma para Río y se le permite hacerlo con una media maratón pese a que competirá en 42,195 km. Para esto, deberá completar los 21,098 kilómetros en 1h16m59s o menos.

Santero es pupilo del reconocido entrenador Cesar Róces al igual que Luis Molina, quien también ya cuenta con la marca clasificatoria para la maratón olímpica.

El atleta de Lomas de Zamora se entrenó en la altura salteña de Cachi junto a su guía, Hernán Granja (quien correrá con él en Barcelona) y su novia, Lorena Moukarzel, también atleta de El Bosque y de parte de la troupe Roces. Su objetivo, en Río de Janeiro, será intentar mejorar su marca de los juegos de Londres 2012 de 3h09m. Asimismo, en su planificación rumbo a la maratón paralímpica tiene pactado participar también de los 21 km de Rosario en mayo próximo.

La historia de José es sorprendente. Comenzó a correr hace 10 años para bajar de peso ya que rondaba los 100 kilos. Y desde allí no paró más. Seguramente nunca imaginó cuando se acercaba al deporte con el simple afán de mejorar su condición física, que algún día llegaría tan lejos. Pura garra y dedicación, sumada al apoyo incondicional de su pareja, sus guías (Hernán Granja, Diego Santoro y Alejandro Luchik), y su entrenador, casi sin darse cuenta, este corredor ya está haciendo historia.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.