En un accidente doméstico, murió el represor Miguel Colicigno

Colicigno fue jefe del centro clandestino de detención y tortura Protobanco, en Camino de Cintura y Autopista Riccheri
Colicigno fue jefe del centro clandestino de detención y tortura Protobanco, en Camino de Cintura y Autopista Riccheri
Durante 1976 fue jefe del centro clandestino de detención y tortura "Protobanco", en Camino de Cintura y Autopista Riccheri; tenía 86 años y cumplía prisión domiciliaria
(0)
18 de junio de 2016  • 11:00

El represor con prisión domiciliaria Miguel Colicigno, quien durante 1976 fue jefe del centro clandestino de detención y tortura "Protobanco" que funcionó en Camino de Cintura y Autopista Riccheri, murió a los 86 años debido a un accidente doméstico en su casa de la localidad de Mechita, en el partido bonaerense de Bragado.

Colicigno estaba podando un limonero al borde de la piscina de su propiedad, que se encontraba sin agua, cuando cayó de la escalera y murió debido a los golpes recibidos. El deceso del represor se produjo el jueves último y fue informado por diario local "Bragado Informa". Tras el accidente doméstico, Colicigno fue llevado al Hospital de Bragado, donde falleció debido a las heridas recibidas.

Colicigno cumplía prisión domiciliaria, por su avanzada edad, en el marco de la causa por delitos de lesa humanidad durante su participación en la dictadura militar, cuando dirigió el centro de detención ubicado en el partido bonaerense de La Matanza.

Por allí se calcula que habrían pasado al menos 137 víctimas de las cuales la mitad están desaparecidas o fueron asesinadas.

El militar estuvo prófugo de la Justicia pero fue detenido en junio de 2013 en el marco de la causa por los delitos de lesa humanidad cometidos en la órbita del Primer Cuerpo del Ejército.

Agencia DyN

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?