Suscriptor digital

Hombres tejedores: una comunidad que desafía los prejuicios

Hombres tejedores, un grupo que rompe prejuicios
Hombres tejedores, un grupo que rompe prejuicios Crédito: instagram.com/hombrestejedores
Funciona en Santiago de Chile y reúne a quienes disfrutan de una actividad históricamente (mal) asociada a lo femenino
(0)
21 de julio de 2016  • 09:43

"De a poco se ha ido formando un grupo entretenido. Los chicos tienen entre 25 y 55 años. Hay nutricionistas, kinesiólogos, diseñadores, periodistas, informáticos, bailarines y actores. La mayoría solteros, un par casados con y sin hijos. Y ahora, además de dar clases, nos juntamos para disfrutar del tejer, conversar y compartir".

Claudio Castillo Malebrán tiene 27 años, es docente y además coordinador del grupo "Hombres Tejedores", que funciona en Santiago de Chile y reúne a un grupo de hombres que, lejos de cualquier prejuicio, se juntan para hacer lo que les gusta.

Durante una entrevista con el blog de arte "La Citadina", Claudio contó que el grupo comenzó este año y que, hasta el momento, tiene 12 integrantes. Además, cada vez se suman más alumnos en los distintos talleres.

"Es un punto de convergencia de varones que tejen o que quieren aprender a tejer, propiciando un espacio de encuentro e intercambio de saberes y experiencias, desde nuestras vivencias como seres humanos de género masculino, a través de una actividad socialmente asociada a lo femenino", reivindica Claudio su espacio.

"Mi formación en el arte textil ha sido principalmente autodidacta, a través de tutoriales, revistas, libros y experimentación. Hoy en día manejo técnicas como palillos, crochet, telar decorativo, telar maya, telar cuadrado y fieltro. Lo último que estoy aprendiendo es telar mapuche, una de las técnicas que más me ha gustado hasta el momento, por su dificultad técnica y su profundidad simbólica", agrega este hombre, que aprendió a tejer hace seis años, cuando un grupo de compañeras de la facultad le enseñó a manejar las agujas.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?