Murió Rogelio García Lupo, célebre exponente del periodismo argentino

Rogelio García Lupo y Rodolfo Walsh, en Cuba.
Rogelio García Lupo y Rodolfo Walsh, en Cuba.
"Pajarito", como lo llamaban sus colegas, murió ayer a los 84 años; estuvo en los orígenes de Prensa Latina, junto a Rodolfo Walsh en Cuba, y dejó decenas de libros
(0)
20 de agosto de 2016  • 11:06

El periodista y escritor Rogelio Carlos García Lupo, considerado uno de los fundadores y grandes exponentes del género de investigación periodística en Argentina, murió anoche a los 84 años en la Clinica de la Trinidad donde permanecía internado, confirmaron esta mañana fuentes familiares.

"Pajarito", como lo llamaban sus colegas, participó durante más de seis décadas en decenas de publicaciones de actualidad argentinas y extranjeras, incluyendo la fundación de la agencia cubana de noticias Prensa Latina (Prela) y en numerosos proyectos editoriales, entre ellos Eudeba.

Dejó media docena de libros que compilaron sus artículos publicados en diarios y revistas, que le dieron fama de sabueso metódico por el uso de datos precisos y fuentes diversas que mostraron aspecto ocultos pero decisivos de la realidad. Entre ellos figuran La rebelión de los generales (1962), Contra la ocupación extranjera (1968) y Mercenarios y Monopolios en la Argentina -de Onganía a Lanusse (1971), Diplomacia secreta y rendición incondicional (1983) y en El Paraguay de Stroessner (1989).

Se retiró como colaborador del diario Clarín, pero hasta hace pocos años seguía editando libros para una editorial española, además de publicar sus sus últimas obras Últimas Noticias de Perón y su tiempo (2006) y Últimas noticias de Fidel y el Che (2007).

"Pajarito" por el mundo

Durante la década de 1950 fue redactor de la revista Continente, del semanario Qué y del vespertino Noticias gráficas. A fines de los años 50, Rodolfo Walsh y Jorge Masetti, entre otros jóvenes, lo convocaron a integrar la redacción de la agencia Prensa Latina, junto con dos periodistas que, con el tiempo, descollarían por talento propio: García Márquez y Plinio Apuleyo Mendoza.

Trabajó y vivió en La Habana durante un año y luego se trasladó a Ecuador y Chile.

De regreso a la Argentina, su trabajo en Primera Plana contribuyó a modificar el lenguaje del periodismo.

Entre 1970 y 1976 ejerció la corresponsalía en el Cono Sur del diario El Nacional de Caracas. Cuando regresó a la Argentina, había estallado la Guerra de Malvinas. De esa época es su trabajo Diplomacia secreta y rendición incondicional.

Tomás Eloy Martínez ha recomendado, como obras imprescindibles de García Lupo, La Argentina en la selva mundial, Historia de unas malas relaciones, A qué viene De Gaulle, La trama secreta de la Guerra del Golfo y El Paraguay de Stroessner.

Por éste último libro, el periodista fue llevado a la justicia por Gaith Pharaon, banquero saudita al que García Lupo señaló como lavador de dinero y traficante de armas durante el gobierno de Carlos Menem. El periodista fue absuelto.

En 2007, García Lupo recibió el premio Cemex Fundación Nuevo Periodismo Iberoamericano (FNPI) en la modalidad "Homenaje", de manos de Gabriel García Márquez. Entonces, el periodista expresó que "como dijo García Márquez, el periodismo sigue siendo el mejor oficio del mundo, pero hay focos amarillos por la ambición de poder de algunos medios".

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?