Grease: la insólita teoría que el autor del musical tuvo que desmentir

La historia que inmortalizaron John Travolta y Olivia Newton-John, en discusión
(0)
12 de septiembre de 2016  • 17:50

Hace unos años, el sitio de contenidos virales Imgur desplegó una teoría en uno de sus posteos que causó revolución: el final de Grease dejaba a las claras, supuestamente, que Sandy, la protagonista encarnada por Olivia Newton-John , estaba en coma, y que toda la historia no era más que un sueño de ese estado previo a la muerte.

Jim Jacobs, el autor que co escribió el musical Grease con Warren Casey hace 45 años, desmintió hoy esos rumores de manera contundente, según el sitio de noticias TMZ.com. "El que salió con esa teoría debe haber estado drogado", dijo el guionista y aseguró que Sandy estaba "muy viva" al final de la película. La teoría de Imgur, publicada en 2013 pero que se hizo muy popular por estos días tras un post de Sarah Michelle Gellar en Facebook, se basa en dos cuestiones: en el final de la película Sandy y Danny se suben a un auto descapotable y salen volando, lo cual sin dudas es una fantasía; por otro lado, Danny, encarnado por John Travolta , cuenta en una canción que salvó a Sandy de la muerte en la playa, donde se había ahogado. La teoría retoma esta canción y asume que Sandy entró en coma tras casi ahogarse y tuvo estos sueños vívidos que hacen la historia de Grease. La película transcurriría de ser así durante el coma de Sandy y mientras Danny trata de resucitarla. El final del auto volador no sería otra cosa que la muerte de la chica. La teoría se popularizó tanto que el propio autor tuvo que salir a negarla. ¿Le creemos?

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.