0

Si antes no, ¿por qué ahora sí habría ley?

Alicia de Arteaga
Alicia de Arteaga PARA LA NACION
0
13 de septiembre de 2016  

Cuesta creer que se hayan presentando más de veintipico proyectos de ley de mecenazgo sin que la iniciativa haya tenido resonancia. Pero no hay que buscar la causa demasiado lejos: faltaban los ajustes para que fuera una ley viable y no un puñado de buenas intenciones. El proyecto presentado ayer tendrá trámite legislativo inmediato, sin las urgencias electorales que suelen imponer otro ritmo a la toma de decisiones.

Cabe recordar que hasta aquí solamente había prosperado el proyecto de Brandoni, vetado por el presidente Duhalde, con una objeción que apuntaba directamente al organismo de aplicación: el Fondo Nacional de las Artes. Se cuestionaba, entonces, que el FNA, que ya manejaba los "fondos" destinados a los artistas en concepto de premios, becas y subsidios, asumiera la responsabilidad de elegir las propuestas beneficiadas. Luego ya no fue posible sumar voluntades para que una nueva ley enmendara la plana y abriera el juego.

En la ciudad, Mecenazgo ha permitido la realización de obras millonarias, desde la puesta en valor del Teatro Coliseo hasta la publicación de un libro de artista. Con algunas modificaciones orientadas a la cultura de lo común y mayores incentivos para proyectos de menor visibilidad, la ley en marcha se nutre de la experiencia porteña y toma nota de modelos regionales. El paso está dado tras haber resuelto el nudo gordiano con Hacienda. Entre los cambios filosóficos se cuenta la variación del porcentaje a deducir, que crece cuando la propuesta elegida se aleja del área metropolitana. En esa dirección, serán claves el criterio que adopte el consejo federal, creado desde la órbita de Cultura, y la transparencia en la comunicación. Nada mejor que saber de qué se trata.

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.