Suscriptor digital

El futuro ya llegó: una muestra sobre 200 años de imaginaciones artísticas

Para conmemorar el Bicentenario, una megaexposición que abre mañana recorre la historia argentina a partir de las invenciones de quienes se adelantaron a su tiempo
Celina Chatruc
(0)
22 de septiembre de 2016  

Pasado. Una sala con los cuadros de la historia
Pasado. Una sala con los cuadros de la historia

No hay autos voladores ni podemos teletransportarnos, ni existen aún las ciudades impulsadas por hélices o agua como imaginaron hace décadas Xul Solar y Gyula Kosice. La bicicleta sigue siendo uno de los inventos más revolucionarios para la vida urbana contemporánea, y todavía nos preocupan los mismos temas que hace 200 años: la paz, el hambre, la educación, la libertad.Hay que pedalear en círculos en equipo para mover el Carrousel creado por Gaspar Libedinsky en el Centro Cultural Kirchner, y entender así gran parte del concepto que abarca la gigantesca muestra destinada a celebrar el Bicentenario. "Los ideales son los mismos; el futuro ya está entre nosotros. Pero necesitamos unirnos para darle fuerza, estabilidad y sentido", dice Rodrigo Alonso, curador de la exposición que ocupa todo el séptimo piso y que abrirá mañana al público.

Con esta sección que aborda "lo que vendrá", se completa la programación dedicada a celebrar los dos siglos de la Independencia argentina. Las muestras dedicadas al pasado y el presente de nuestro país, curadas por Ana María Battistozzi y Marcos López, ocupan las salas del sexto piso. En total se reunieron 140 obras de más de 70 artistas, que se exhibirán hasta fines de febrero. Para una primera aproximación proponemos esta lista de diez artistas imperdibles.

Presente. Marcos López aborda la identidad como una compossición mutante
Presente. Marcos López aborda la identidad como una compossición mutante Crédito: Soledad Aznarez

Prilidiano Pueyrredón

Su obra Quinta de Hale integra una instalación conformada por obras cedidas por el Museo Fernández Blanco. Se presenta junto con las de otros grandes artistas como Eduardo Sívori, Ángel della Valle y Juan Manuel Blanes, que registraron con sus pinturas en el siglo XIX los primeros paisajes de nuestra tierra.

Fermín Eguía

Junto a las obras del Fernández Blanco se exhiben varios paisajes de este gran artista, ganador del premio Konex de Platino (2012) y del Gran Premio de Honor del Salón Nacional de Pintura (2011). Están inspiradas en el delta del Tigre, donde vivió gran parte de su vida.

Roberto Aizenberg

La misma sala incluye una de las torres características de este artista entrerriano, que batieron récords en las subastas neoyorquinas. Inspiradas en los postes de luz de su pueblo natal, se adelantaron a su tiempo: una de ellas, en llamas, ilustraba la invitación a la muestra antológica que se inauguró en el Centro Cultural Recoleta en septiembre de 2001, días después de que cayeran las Torres Gemelas.

Luis Felipe Noé

Uno de los grandes pintores argentinos, que integró el grupo fundador de la Nueva Figuración y representó al país en la Bienal de Venecia (2009), escribió un fragmento tomado de Facundo: civilización y barbarie en su obra Tormenta en la Pampa. Homenaje a una pintura escrita por Sarmiento.

Clorindo Testa

En la muestra del CCK hay dos grandes legados del arquitecto y artista que colaboró en la remodelación del antiguo asilo que hoy aloja al Centro Cultural Recoleta. Además de su instalación Gliptodonte (1988) se exhibe la maqueta del edificio diseñado hace cinco décadas como sede del Banco de Londres (actual Hipotecario).

Futuro. Carrousel, de Gaspar Libedinsky: pedalear hacia lo que vendrá
Futuro. Carrousel, de Gaspar Libedinsky: pedalear hacia lo que vendrá Crédito: Soledad Aznarez

Marcos López

Su instalación Ser Nacional aborda la identidad argentina como lo que es en su esencia: una composición múltiple y mutante. Esta obra, devenida cita infinita, incluye una pintura de Antonio Berni cedida por la Fundación Klemm y referencias a los trabajos de otros colegas como Guillermo Kuitca, Pablo Suárez, Nicola Costantino y Sara Facio.

Alberto Passolini

Otro gran maestro de la cita recrea en el CCK el rancho que instaló en la última edición de arteBA. Adentro se puede ver la pintura Costera criolla, compuesta por escenas tomadas de La batalla de Abukir (1806) de Antoine-Jean Gros (exhibida en el Palacio de Versalles) y el Idilio criollo (1861), de Jean Léon Pallière.

Andrés Paredes

El artista misionero recrea Barro memorioso, la instalación con la que sorprendió el año pasado en el Centro Cultural Recoleta. Unos 500 kilos de tierra traídos de su provincia natal, mariposas y cráneos de animales conforman un misterioso espacio al que es necesario entrar.

Xul Solar

Una obra que no se exhibió nunca, realizada en témpera sobre cartón en 1961 por este gran maestro argentino, fue cedida para esta muestra por la galería Rubbers. Incluye la fecha 1810 dentro de un sol, las pesas que simbolizan la justicia y la siguiente frase escrita a mano por el artista: "Los varones de Mayo kieren patria libre y grande".

Gyula Kosice

Nadie como el creador de las ciudades hidroespaciales, fallecido meses atrás, para referirse al futuro. Su legado es una de las grandes fuentes de inspiración de Tomás Saraceno, otro argentino consagrado a nivel mundial, que está trabajando con globos aerosolares; radicado en Berlín, el año próximo expondrá por primera vez en la Argentina, en el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires y (si todo sale como está planeado) también en el CCK.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?