Suscriptor digital

Hillary Clinton y su cambio de look para llegar a la Casa Blanca

Crédito: Reuters
La candidata presidencial demócrata dio un giro rotundo en su estilo; anoche para el debate presidencial recurrió al rojo, el color opuesto a su partido.
Romina Salusso
(0)
27 de septiembre de 2016  • 11:57

En los últimos años, la imagen estética y corporal de los candidatos se convirtió en un ítem fundamental del armado de toda campaña política. Del lado de los especialistas aseguran que el lenguaje estético, indumentario y corporal dice tanto o más que el lenguaje verbal. Quizás por eso es que la candidata presidencial demócrata, Hillary Clinton se armó de un fuerte equipo para afrontar un importante cambio de look de cara a las próximas elecciones presidenciales.

El puntapié inicial de esta "transformación" tiene que ver en un principio con alejarse de su aspecto más formal y distante de la sociedad. Para esto, el equipo de Clinton contrató un grupo de estilistas (expertas en moda, belleza y comunicación política) para lograr una apariencia acorde a los tiempos que corren. Lo cierto es que, más allá de estos expertos en moda hay dos personalidades que jugaron un papel muy importante en el nuevo styling de Hillary.

Clinton optó por un tailler recto y liso en color rojo furioso, con cuello redondo bien cerrado. Sumó stilettos con un pequeño moño en la puntera y muy pocos accesorios en dorado
Clinton optó por un tailler recto y liso en color rojo furioso, con cuello redondo bien cerrado. Sumó stilettos con un pequeño moño en la puntera y muy pocos accesorios en dorado Crédito: Reuters

Por un lado, Huma Abedin, asesora, vicepresidente de campaña y amiga de la candidata demócrata, desde 1996. La encargada de manejar sus discursos, mensajes públicos y, además, de aportar nuevos aires al guardarropa de Clinton. Entre los diseñadores elegidos figuran Ralph Lauren, Armani, Oscar de la Renta, Vera Wang y Alexander McQueen. Las propuestas siempre giraron en torno a prendas de cortes rectos, formales pero con toques modernos y con cero (o muy poca) presencia de estampados.

La inversión de tonos que hicieron los dos candidatos: tanto Hillary como Trump eligieron el color opuesto a su partido
La inversión de tonos que hicieron los dos candidatos: tanto Hillary como Trump eligieron el color opuesto a su partido Crédito: Reuters

Anna Wintour es otra de las figuras que acompañó a Clinton en su cambio de look. La directora de Vogue USA apuntó al uso indiscutido del pantalón (nunca vestido o falda) y a la incorporación de trajes sastres, looks monocromáticos y blusas holgadas. Y un detalle no menor: la candidata no debe aceptar gentilezas por parte de los diseñadores, todas las prendas deben ser adquiridas por ella misma para evitar futuros compromisos.

Por último, una de las últimas incorporaciones a su equipo de imagen tiene que ver con Jen Rade, asesora y productora de moda también de Angelina Jolie, con Barbara Lacy, una de las maquilladoras de más renombre en el mundo de la belleza y con Isabelle Goetz, su estilista de toda la vida que decidió renovar su cabello con pequeños toques de dorados para aportar más calidez a su rostro.

El look de Hillary Clinton para el debate

Clinton optó por un tailler recto y liso en color rojo furioso, con cuello redondo bien cerrado. Sumó stilettos con un pequeño moño en la puntera y muy pocos accesorios en dorado
Clinton optó por un tailler recto y liso en color rojo furioso, con cuello redondo bien cerrado. Sumó stilettos con un pequeño moño en la puntera y muy pocos accesorios en dorado Crédito: Reuters

A juzgar por sus últimas apariciones públicas parece que Hillary optó por cumplir al píe de la letra con todas las recomendaciones de sus gurús de moda. Para el debate histórico con su rival republicano, Donald Trump, optó por un tailler recto y liso en color rojo furioso, con cuello redondo bien cerrado. Sumó stilettos negros bien bajos con un pequeño moño en la puntera y muy pocos accesorios en dorado. Lo que llamó realmente la atención fue la inversión de tonos que hicieron los dos candidatos. Como si sus asesores se hubieran puesto de acuerdo, tanto Hillary como Trump eligieron el color opuesto a su partido; ¿Casualidad o causalidad? Habrá que esperar hasta el 8 de noviembre para saber el resultado final de estas elecciones.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?