Empiezan obras en un country de Pilar para mitigar inundaciones

El municipio acordó con Pilará el desarrollo de reservorios para retener agua dentro del predio y la instalación de un sistema de alerta; buscan aliviar los desbordes del río Luján
Laura Rocha
(0)
20 de octubre de 2016  

El campo de golf de Pilará servirá como reservorio para contener agua
El campo de golf de Pilará servirá como reservorio para contener agua Crédito: Diego Spivacow/AFV

El plan de mitigación de inundaciones en la cuenca del río Luján avanza en Pilar. Anteayer se dio el primer paso cuando el country Pilará se comprometió a realizar varias obras dentro del predio para evitar el anegamiento de poblaciones vulnerables que residen aguas abajo.

La convocatoria, denominada Diálogos Hídricos, reúne a expertos en hidrología, funcionarios y representantes de más de 50 barrios cerrados del distrito. Comenzó hace seis meses en busca de consensos para paliar situaciones de lluvias extremas, cada vez más frecuentes a causa del cambio climático.

Según un estudio de la UBA realizado en 2015 sobre la cuenca baja del río Luján (Pilar, Exaltación de la Cruz, Campana, Escobar), el riesgo de inundación alcanza en esta zona el valor máximo. "La llanura de inundación en el límite Pilar-Campana pasó de tener un ancho inicial de 4593 metros a 2573 metros, ya que fue ocupada en Pilar por las urbanizaciones cerradas. Esta pérdida representa una disminución del 44% en aproximadamente seis kilómetros", indicó en noviembre pasado la Comisión Asesora del Comité de Cuenca del Río Luján. Encajonado por estos emprendimientos, con menos espacio para que se disperse el agua en forma normal, el río busca nuevos caminos, se acumula e inunda otras zonas, con el consecuente un costo ambiental y social.

En el partido de Pilar, hay 208 barrios cerrados que ocupan el 23% del territorio municipal.

Pilará acordó construir dos minirrepresas (azudes), que inundarán sectores del campo de golf y funcionarán como reservorios ante la caída abundante de agua; adicionalmente, realizará una conexión de las lagunas internas dentro de Pilará y el manejo de un reservorio temporario, en especial para mitigar el avance de las crecidas del Luján en las inmediaciones.

"Como tercera medida se instalarán tres reglas para medir el caudal del río y una estación meteorológica con monitoreo por cámaras para obtener datos duros que permitan anticipar medidas y trabajar a futuro. El municipio, en tanto, no sólo mantendrá zanjas y zanjones, sino que también ampliará el puente sobre la calle Los Naranjos, que hoy obstruye el escurrimiento del agua", indicó Javier Corcuera, secretario de Ambiente del municipio.

"Este modelo de acuerdo permite reunir sectores sociales muy distanciados en recursos y formas, y trabajar juntos en objetivos comunes", agregó.

Coincidió Adolfo Díaz Alberdi, CEO de Pilará: "Es reconfortante ver que el sector privado y el público pueden trabajar en conjunto buscando soluciones y sin pasarnos facturas. Nuestro aporte es muy localizado, pero tiene un impacto muy importante en lo simbólico", dijo. La inversión del barrio privado, según cálculos preliminares, no será inferior al $ 1.500.000. Las obras comenzarían antes de fin de año.

Country Pilará
Country Pilará Fuente: LA NACION

De las 208 urbanizaciones, 50 fueron seleccionadas para participar de la iniciativa, a partir de ciertos criterios: estar situado en área de influencia de un curso de agua, tener al menos un barrio vecino vulnerable con datos objetivos de evacuados y haber recibido reclamos o denuncias sobre el impacto del emprendimiento.

Cada diálogo iniciado consta de visitas técnicas de relevamiento para identificar las zonas que más frecuentemente se inundan, análisis de la información hidrológica e hidráulica, determinación de problemas y causas, diseño de acciones a instrumentar en función de los planes Maestro Integral para la cuenca del río Luján e Hidráulico Municipal. Luego de firmarse el convenio, el municipio realiza un intenso seguimiento de los puntos acordados.

Los countries Martindale, Sociedad Hebraica Argentina y Sausalito ya comenzaron con el proceso de entendimiento con el municipio. Los próximos serán San Sebastián, Pilar del Este, Campo Chico, Campo Grande, La Lomada y La Cañada. Y más adelante se sumarán otros 40.

"Dimos un paso muy importante. Estoy enormemente agradecido con la gente de Pilará por este esfuerzo, que será un ejemplo no sólo para los demás barrios sino para toda la provincia", indicó Nicolás Ducoté, intendente de Pilar.

La UBA también señaló las responsabilidades del Estado al denunciar "la falta de un sistema de alerta que permita anticipar acciones, la ausencia de un plan de contingencia, la falta de regulación en el uso del suelo y la falta de obras de infraestructura". En ese sentido, el municipio diseña un sistema de monitoreo y alerta temprana, al tiempo que conformó una comisión de seguimiento de las obras con vecinos damnificados.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.