Bullying: cómo ayudar a nuestros hijos

Un 60% de los padres dice que sus hijos sufren o sufrieron bullying.
Un 60% de los padres dice que sus hijos sufren o sufrieron bullying.
Deborah Maniowicz
(0)
9 de diciembre de 2016  • 09:11

En el colegio, en la escuelita de fútbol, en la clase de teatro, en un baile, en la plaza, en la playa. El acoso entre pares – bullying- alcanza todos los niveles educativos, se puede dar en cualquier ámbito y desde que los chicos son muy pequeños.

Muchos piensan que se trata de una moda, pero lo cierto es que el acoso escolar existió siempre (seguramente todos conocen a alguna persona que fue acosada o fueron testigo de un hostigamiento). Un estudio reciente de Kantar TNS revela que en Argentina 4 de cada 10 padres de menores de 18 años dicen que sus hijos sufren o sufrieron bullying. Y un estudio de CiberSegura agrega que el 64% fueron o son víctimas de acoso por Internet.

Por todo esto una de las principales inquietudes de los padres es cómo detectar si sus hijos están siendo acosados por un par y cómo ayudarlos si se confirman sus sospechas. Marta Dávila, psicóloga especializada en violencia escolar, enumera las señales que pueden observar los padres de que un chico sufre acoso: “ El chico acosado se retrae, no quiere hablar con nadie ni recibir amigos. Pasa largas horas encerrado en su cuarto y le cuesta mucho pedir ayuda. No quiere ir a la escuela y muchas veces lo hacen con pánico o surgen problemas psicosomáticos (diarreas, dolor de cabeza, etc). También se puede observar un cambio de carácter importante”.

Respecto al cyberbullying Dávila explica que “es más nocivo porque al transmitirse la burla a las redes, miles de personas se convierten en espectadores de la situación. La burla se propaga y disemina a grandes cantidades de personas”. Es una constante las 24 horas, una tortura sin límites para quien es atormentado.

Los chicos están en plena formación de su personalidad y autoestima por eso es tan importante enseñarles a valorarse y poder manifestar cuando algo los incomoda o perturba. Los padres tienen un rol central en este tema. Dávila afirma que “es importante prestarles atención, escucharlos cuando hablan y demostrarles amor. Un niño necesita sentir que en su familia es importante. Sabiendo que sus padres lo quieren y lo valorar, su autoestima mejorará y se hará más fuerte para enfrentar la hostilidad del medioambiente”.

Por último la especialista dice que “el problema del bullying es, en realidad, un fenómeno grupal. Está el acosado, el acosador, los espectadores y los adultos que intervienen directa o indirectamente en la situación: padres, directivos y docentes. Todos están cumpliendo un papel más o menos activo, según el caso. Tanto el acosado como el acosador son chicos problemáticos y hay que atender a ambos”.

En la web www.sinohacesnadasosparte.org, que forma parte de la campaña lanzada en 2013 por el Consejo Publicitario Argentino, hay mucha información sobre esta problemática y sobre las distintas maneras de abordarla. Uno de los apartados que más me gustó es el que habla sobre el lugar que ocupa la familia. La recomendación es preguntarnos como padres cómo es la comunicación con nuestros hijos y evaluar si hay que mejorarla. Un primer paso podría ser preguntarle cómo se siente y ver si lo que responde es consecuente con lo que observamos. Otros preguntas que nos podemos hacer son: “¿Me interiorizo de las actividades que realiza?, ¿Lleva amistades a casa?, ¿Conozco a sus respectivos padres?, ¿Comparto un espacio con mi hijo/a y sus amistades?, ¿Qué feedback hay en la comunicación?, ¿Brindo a mi hijo la seguridad de que se sienta escuchado, acogido y/o protegido?”

Es importante mantener una comunicación fluida con los chicos, preguntarles con frecuencia cómo se sienten en el colegio y con sus pares
Es importante mantener una comunicación fluida con los chicos, preguntarles con frecuencia cómo se sienten en el colegio y con sus pares

Las vacaciones pueden ser un buen momento para mejorar la comunicación con nuestros hijos y charlar en profundidad sobre cómo se sienten en el colegio y con sus pares. Todos pueden ser víctimas, agresores o espectadores y nosotros como adultos podemos ayudar a frenar este fenómeno.

¿Qué pensás sobre esta problemática? ¿Conocés a alguien que haya sufrido acaso por parte de sus pares? Podés leer también: Consejos anti cyberbullying

Debbie

Instagram: @upalalaok

Facebook: Upalala

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.