El reparto de fondos a Vidal sumó más cuestionamientos de los gobernadores

Alicia Kirchner y Weretilneck se quejaron de "falta de federalismo" por el envío de $ 25.000 millones a la provincia de Buenos Aires
Marcelo Silva de Sousa
(0)
6 de enero de 2017  

La decisión del gobierno nacional de otorgarle $25.000 millones a la provincia de Buenos Aires, a modo de compensación por el congelamiento del Fondo del Conurbano, siguió ayer recogiendo críticas entre los gobernadores. Alicia Kirchner (Santa Cruz) y Alberto Weretilneck (Río Negro) acusaron al gobierno de Mauricio de Macri de "falta de federalismo".

Los jefes provinciales cuestionaron un supuesto trato desigual hacia el resto de las provincias y vincularon la asistencia financiera que recibirá el distrito que conduce María Eugenia Vidal con la proximidad de las elecciones legislativas.

La gobernadora María Eugenia Vidal
La gobernadora María Eugenia Vidal Fuente: Archivo

"El resto de las provincias estamos habilitadas a recibir el mismo trato", dijo ayer el gobernador rionegrino. Weretilneck aseguró que el envío de fondos a Buenos Aires "pone al gobierno nacional en una situación de debilidad ante el resto de las provincias".

El dinero saldrá de las arcas del Tesoro Nacional y no de la masa coparticipable con las provincias. Es decir que, directamente, no las afectará en una reducción de fondos. Sin embargo, los gobernadores reclaman que el envío de asistencia extra, que quedará efectivizado por decreto en los próximos días, sea equitativo.

Weretilneck señaló que su provincia mantiene con el Estado una deuda de $3800 millones a $ 4000 millones, y consideró: "Vamos a buscar el mismo trato, tanto en fondos frescos de asistencia como en condonación de deuda".

La gobernadora de Santa Cruz, en tanto, cuestionó: "Yo quiero un país federal. Me gustaría que ese tipo de decisiones se tomen en el concierto de la convocatoria a todos los gobernadores". Alicia Kirchner aseguró que su intención "no es que no se ayude a las provincias", porque todas merecen ser ayudadas, pero pidió "que se haga lo mismo con todas".

Pérdida

La transferencia del gobierno de Macri a Vidal busca compensar la mitad de lo que pierde cada año la provincia de Buenos Aires por el congelamiento, en 1996, de su cuota -fijada en $ 650 millones- en el Fondo del Conurbano. La pérdida acumulada está valuada en $ 50.000 millones anuales.

El gobernador de Chubut, Mario Das Neves, había sido el primero en levantar la voz contra el gobierno de Macri, al asegurar que "como estamos en un año electoral, empiezan a haber medidas que tienen que ver con la futuras elecciones".

"Parece que Macri privilegia sus amistades políticas por encima de sus obligaciones reales", dijo el vicegobernador de Santa Fe, Carlos Fascendini, quien también sumó sus críticas. "Hay un claro objetivo político y electoralista", agregó, y anticipó que Santa Fe redoblará la presión en el reclamo por la deuda de Nación por los fondos coparticipables que retenía para Anses.

La semana próxima habrá una reunión en el Ministerio de Hacienda entre funcionarios del área para bosquejar la reforma fiscal que el Gobierno impulsará este año. Después, se retomarán los encuentros con los jefes provinciales, por lo que en el gobierno buscan aquietar y encauzar la discusión que viene.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.