Martina Stoessel y Pepe Barroso Jr pasean su amor en las arenas de Cariló

Domingo 8, 16 horas. La pareja sale de almorzar en el parador Hemingway, donde se quedaron unas tres horas y se mostraron muy cómplices y cariñosos. Para su última salida frente al mar, la cantante eligió un equipo chic relajado, de pantalones joggers, suéter de hilo, campera biker, anteojos “aviado
Domingo 8, 16 horas. La pareja sale de almorzar en el parador Hemingway, donde se quedaron unas tres horas y se mostraron muy cómplices y cariñosos. Para su última salida frente al mar, la cantante eligió un equipo chic relajado, de pantalones joggers, suéter de hilo, campera biker, anteojos “aviado Crédito: Juan Ignacio Roncoroni
En sus primeras vacaciones juntos, recibieron el nuevo año en Punta del Este y después recalaron en Cariló, “el lugar en el mundo” de Tini
(0)
13 de enero de 2017  • 13:37

Desde que se conocieron y empezaron a salir, siete meses atrás, Martina Stoessel (19) y el español Pepe Barroso Jr (20) hacen malabares para reencontrarse en algún rincón del planeta. Es que ella vive, mayormente, allá donde los compromisos de su exitosísima carrera internacional la lleven y él, que es heredero de uno de los imperios textiles de España, está instalado en Los Ángeles, donde estudia Administración de Empresas y, en sus tiempos libres, es modelo.

Felices y enamorados, la semana pasada partieron junto con los padres de Tini –el productor Alejandro Stoessel y Mariana Muzlera– a Cariló. La magia del bosque, el viento y el mar fueron el marco perfecto para consolidar la relación, que empezó en Buenos Aires, cuando él aterrizó a pedido de ella, que lo eligió para protagonizar su primer videoclip como solista, “Great Escape”. Esta vez, Tini, que ya fue “visitante”, en Madrid, donde hubo presentación oficial con su “familia política”, se lució como anfitriona, para guiar a su amor por los rincones más especiales de estas playas, donde veranea desde hace más de diez años. Tomados de la mano, recorrieron las playas más inhóspitas, allá donde pudieran disfrutar de un poco de tranquilidad, pero no se privaron de algunas salidas por el centro o por los paradores más concurridos.

El domingo, que tocaba la vuelta –Pepe estaba a horas de volver a Estado Unidos– la pareja decidió despedirse con un almuerzo junto al mar, a pesar del frío, en el parador Hemingway. Los brazos de él fueron el mejor refugio para que Tini le hiciera frente al viento, que sopló durante todo el fin de semana. Allí organizaron su próximo encuentro, que será, seguramente en Madrid, donde la ídola teen empezará el 18 de marzo el Got Me Started Tour, su primera gira en solitario, con la que recorrerá más de treinta ciudades europeas (como Stuttgart, Milán, Budapest, Viena, Múnich, Zúrich o París, entre otras)y donde la adoran desde los tiempos en los que brillaba como Violetta.

  • Texto: Lucila Olivera
  • Fotos: Juan Ignacio Roncoroni

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.