El desahogo de Brian Fernández que encontró en el clásico un nuevo punto de partida

Brian Fernández
Brian Fernández Fuente: Archivo
El joven delantero de Racing, que lucha contra las adicciones, volvió a jugar después de un año y medio y convirtió el gol que cerró la goleada ante Independiente
(0)
24 de enero de 2017  • 00:23

No jugaba un partido oficial desde el 3 de junio de 2015. Aquel día, Brian Leonel Fernández, metió dos goles en el triunfo de Racing sobre Independiente de Neuquén (2-0), por la Copa Argentina. Este lunes, un año y medio después de su último partido oficial, volvió a jugar y a convertir. Y consiguió que su historia quedara incluso por encima de la goleada de Racing ante Independiente.

El 10 de mayo de 2015 dio positivo en un control antidoping contra River. Más tarde, se supo que también había dado positivo en un partido por la Libertadores, ante Guaraní. Poco después, llegó la sanción por parte de la Conmebol, y también del campeonato local.

Lo estamos apoyando, estamos cerca de él y que haya convertido ese hermoso gol es la victoria de todos nosotros"
Lisandro López

Más allá de los tres meses de suspensión, lo que comenzó en ese momento fue una lucha para recuperarse de sus adicciones. Intentó volver, pero nunca lo consiguió. Se fue a México a hacer una recuperación por sus problemas. Y a fines del año pasado fue reincorporado al primer equipo de la Academia.

Pero su regreso tampoco fue fácil. Este año, en el comienzo de la pretemporada, llegó varias horas tarde a la concentración. El club le hizo controles y dieron negativo. Diego Cocca lo sumó al plantel nuevamente: "Hemos decidido traerlo, incorporarlo, porque realmente ha entendido lo que tenía que hacer. Tengo un aprecio muy grande por él. La persona está siempre por encima. Me parece que lo mejor para él y para nosotros como equipo es que vuelva", dijo el entrenador.

Brian Fernández, de 22 años, siente que está de vuelta. Esta historia es la que ayuda a entender la emoción que se vivió en el final del clásico de Avellaneda. Hasta el árbitro del partido, Patricio Loustau, se acercó a saludarlo con emoción. Porque para Fernández, en este clásico, el fútbol parece haberle dado otro punto de partida.

El gol de Brian Fernández

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?