Se estrena la película de Gustavo Cordera: “Un ser humano que cometió un error, luchando por volver a vivir”

El director Federico Lemos habló sobre La fábula del escorpión, un documental que narra la actualidad del ex líder de Bersuit
Yamila Trautman
(0)
2 de junio de 2017  • 16:06

En agosto de 2016, las violentas y controversiales declaraciones en el marco de una charla en la institución TEAArte ubicaron a Gustavo Cordera en el epicentro de una tormenta mediática de repudios –necesarios- que le pusieron pausa tanto a su carrera solista como a su vida personal. Entonces había dicho, entre otras cosas, que “hay mujeres que necesitan, porque son histéricas, ser violadas”; intentos de excusa, perdones públicos y un proceso judicial por incitación a la violencia colectiva después, el cantante vuelve a los escenarios de Buenos Aires durante este mes (se presentará el 15 y 16 de junio en La Trastienda), en paralelo al estreno del trailer de Cordera, La fábula del escorpión, un documental que aborda la actualidad del ex líder de Bersuit a través de distintos testimonios.

Dirigida por el uruguayo Federico Lemos, la película llegará a los cines de nuestro país y el suyo entre agosto y septiembre. Antes de su proyección, Lemos habló con LA NACIÓN.

¿Cómo, cuándo y, sobre todo, por qué surgió la idea de realizar un documental sobre Cordera en este momento particular de su vida y carrera?

A Gustavo Cordera lo conocí en el año 2010, en las inmediaciones del balneario La Pedrera y durante el proceso de filmación de El último carnaval, mi primer trabajo como director. En ese momento Cordera era la gran "atracción mediática" de un lugar que se había puesto de moda por sus playas, su geografía y fundamentalmente por su carnaval. Personalidades como Maitena, Mex Urtizberea, Diego Capusotto, y muchísimas otras, compartían en esa época la misma pasión que Cordera tenía por ese balneario de la costa de Uruguay y por su carnaval.

Era muy común caminar por las callecitas de La Pedrera y encontrar a Cordera tocando la guitarra en una suerte de improvisación callejera con artistas locales, eso generaba un gran revuelo y terminó acrecentando aún más la fama y el prestigio de ese lugar. Para ese entonces Cordera era una gran estrella y sus canciones y las de la Bersuit sonaban en todos lados. Es a partir de ese momento, y luego de conocerlo y entrevistarlo varias veces que surge en mí una imperiosa necesidad de contar la historia de su vida y su carrera. Quedé fascinado con Cordera, impresionado por su visión de las cosas, su simplicidad y sus "múltiples" personajes interiores.

Federico Lemos, director del documental sobre Cordera
Federico Lemos, director del documental sobre Cordera

¿Por qué el título “La fábula del escorpión”? Como toda fábula, esta debe tener una moraleja... ¿Cuál es?

En agosto del año pasado cuando Cordera y su banda La caravana mágica se aprestaban a lanzar un nuevo disco, con un calendario plagado de shows en Argentina, Uruguay y varios países de América latina y con la película en las gateras para ser lanzada luego de casi un año de rodajes, Cordera se presenta en una charla en TEA y realiza esas declaraciones tan controversiales y repudiadas. Ese auto boicot de proporciones bíblicas me hizo recordar la Fábula del escorpión: ese arácnido que es condenado a morir ahogado por no poder escapar a su propia naturaleza. Esa naturaleza que define en gran medida a Gustavo Cordera y que lo hace ser en gran medida el artista que es hoy, me pareció un título muy sugerente para la película. ¿La moraleja? Estaría adelantando el final...

Habla su esposa y compañera de banda, Stella Céspedes: ¿cuál es su postura con respecto a sus dichos?

Desde el comienzo del proceso de filmación de esta película en el año 2015, Stella (y por casualidad) se convirtió en co-protagonista de esta película. Ella ha sido parte de toda esta historia. Lo quiero aclarar porque es muy importante entender dos cosas: la película comenzó a filmarse un año antes de las declaraciones de Cordera en TEA. Ese hecho puntual no es el punto de partida de la historia, ni de la película y mucho menos de mi intención inicial con el personaje. Y lo segundo: el personaje de Stella estaba tan profundamente metido en la historia y en la película que era inevitable charlar con ella sobre su postura frente a esos hechos. Con toda la dificultad que ello conlleva por el dolor que esa situación generó en su familia y en sus vidas. El testimonio de Stella es sumamente valioso ya que es una mujer que a lo largo de dos décadas se ha mantenido absolutamente en la sombra de los medios.

Esta película muestra por primera vez a ese personaje tan increíble y su posición frente a esas declaraciones como a tantas otras situaciones relacionadas a Cordera desde la época de la Bersuit.

Después de compartir tiempo con él y su entorno, ¿cuál es tu análisis con respecto a su situación actual?

En estos últimos meses, en los cuales retomé el proceso de filmación por razones obvias y en donde tuve que reformular la película, Cordera ha pasado por todos los estados en los que un ser humano puede estar. Arrepentimiento, miedo, enojo, dolor, tristeza, frustración, depresión... Ha sido gran valor para la película y le ha aportado un plus maravilloso: tener a un ser humano que cometió un error, devastado y luchando por volver a vivir.

¿Hay una intención de redención de su parte a través de esta película?

Cordera ya pidió perdón públicamente, creo que el proceso de su arrepentimiento ha trascendido a través de los medios, las redes sociales, etc., precisamente en el mismo lugar de donde la condena se hizo sentir como nunca antes. La película no busca redimir a Cordera ni ser el canal por el cual muestra su arrepentimiento. No es ni nunca fue mi intención y tampoco me corresponde a mí buscar el perdón de la gente frente a sus dichos.

Cordera y la fábula del escorpión - Trailer

02:40
Video

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?