De traje y corbata: cómo se vivió el paro de las inmobiliarias por dentro y qué le piden a Mauricio Macri

Manifestantes del sector inmobiliario se agolpan frente a la Quinta de Olivos
Manifestantes del sector inmobiliario se agolpan frente a la Quinta de Olivos
Martilleros y corredores se congregaron frente a la Quinta de Olivos para entregarle al presidente un petitorio en contra de la ley de alquileres aprobada por la Legislatura porteña
Andrés Krom
(0)
25 de septiembre de 2017  • 15:54

La pareja miró con perplejidad la pila de carteles azules dejados sobre la vereda.

-¿No los estaremos robando? Preguntó ella, con preocupación.

- No -respondió el hombre mientras se agachaba a tomar uno-. Los dejaron acá para que los agarremos.

Enfrente, en la entrada de la Quinta de Olivos ubicada sobre Libertador al 2100, unas 200 personas ya agitaban esos letreros, que llevaban consignas como "No al cierre de las inmobiliarias" y "Sí a la libertad profesional". La mayoría de ellos eran martilleros y corredores que decidieron congregarse ahí a las 11 para entregarle al presidente Mauricio Macri un petitorio contra de la ley de alquileres porteña, que establece que la comisión inmobiliaria no será pagada por los inquilinos, sino por los dueños, entre otros puntos.

A diferencia de otros sectores, los inmobiliarios no tienen experiencia en esto de las movilizaciones y los paros y se nota. Muchos de los asistentes tenían el rostro brillante de sudor porque llegaron al lugar completamente enfundados en trajes a pesar de que los meteorólogos habían pronosticado un sol intenso para el mediodía. Entre las mujeres, más de una sufría por el calzado incómodo que había elegido para transitar la protesta.

Martilleros y corredores inmobiliarios realizarán una movilización a la Quinta Presidencial de Olivos en rechazo de la nueva Ley de Alquileres
Martilleros y corredores inmobiliarios realizarán una movilización a la Quinta Presidencial de Olivos en rechazo de la nueva Ley de Alquileres Fuente: LA NACION - Crédito: Silvana Colombo

Algunas cosas no podían faltar: el sonido de bombos, la banda sonora reglamentaria de este tipo de manifestaciones, era provisto por un grupo de murgueros especialmente contratado para la ocasión. En un momento álgido de su interpretación, un puñado de personas empezó a cantar "borombombón, borombombón, sin honorario, no hay profesión". Más tarde llegó el himno nacional.

Para muchos de los asistentes, participar del evento resultaba una experiencia al menos peculiar. "La verdad es que no me imaginaba en una marcha así", dijo a LA NACION Sandra Marangoni, de Marangoni Bienes Raíces, una inmobiliaria de Olivos. "Es una marcha solidaria, apoyamos a los colegas de Capital y defendemos la profesión. No estamos de acuerdo con la forma que han manejado esta ley. Acá tenemos que estar todos unidos los inquilinos y los inmobiliarios."

Jorge Vicente Bianco, de Bianco Bienes Raíces, dijo que "jamás en la vida" se hubiera imaginado formar parte de una manifestación de estas características. "Me gratifica ver que los colegas estamos todos unidos para defender nuestros derechos profesionales", sostuvo. "Esta ley no respeta al profesionalismo, porque estamos cobrando honorarios históricamente pagados por los inquilinos y ahora nos encontramos con que los propietarios retiran los inmuebles del mercado para no pagar comisiones."

Martilleros y corredores inmobiliarios (Inmobiliarias) realizarán una movilización a la Quinta Presidencial de Olivos en rechazo de la nueva Ley de Alquileres, que obliga a los propietarios a pagar comisión y gastos de gestorías.
Martilleros y corredores inmobiliarios (Inmobiliarias) realizarán una movilización a la Quinta Presidencial de Olivos en rechazo de la nueva Ley de Alquileres, que obliga a los propietarios a pagar comisión y gastos de gestorías. Fuente: LA NACION - Crédito: Silviana Colombo

Daniel Sande, de Sande Propiedades, recordó otras instancias de conflicto. "No es la primera vez que pasa. En el '94 hubo una reducción en los honorarios por las ventas y hoy estamos de vuelta acá, manifestándonos pacíficamente. El Gobierno tiene que entender que tenemos derecho a existir", aseguró.

Para Alejandro Bennazar, presidente de la Cámara Inmobiliaria Argentina (CIA), son muchas las consecuencias negativas de la nueva ley de alquileres. "Más del 95% de las inmobiliarias son chicas y hoy ven vulnerados sus ingresos. También tenés el tema de la figura del comitente, que eliminaron. Así te puedo enumerar cientos de cosas que vemos mal". Y agregó: "Consideramos que es elemental que seamos escuchados, queremos que urgente se llame a una mesa de diálogo y debate."

Armando Pepe, presidente de Corredores de Inmobiliarias, fue bastante duro con el ejecutivo porteño. "Van a cerrar cientos de inmobiliarias en la Ciudad de Buenos Aires por culpa de esta nefasta ley Larreta ", dijo, en referencia al jefe de Gobierno capitalino. "Lo que más nos sorprende es que ni el Gobierno K avanzó de esta manera. Estamos muy preocupados, porque en la Provincia también se presentó un proyecto de ley del Frente para la Victoria basado en este, tenemos que pararlo sino va a desaparecer nuestra profesión."

Crédito: Silvana Colombo

La entrega del petitorio elaborado por el Colegio Único de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad de Buenos Aires (Cucicba) resultó ser una tarea desafiante. Pasadas las 12, cuando mucha gente ya llevaba más de una hora reunida frente a la quinta presidencial, aún no habían tenido oportunidad de dárselo al presidente Macri. El sol seguía pegando fuerte y más de uno empezó a usar los carteles para abanicarse o proteger sus cabezas de los rayos.

-Macri gato -dijo en un momento uno de los manifestantes. Sin ímpetu. Hacía demasiado calor.

Los bombos se detuvieron. Una mujer tomó entonces un megáfono y empezó a hablar en voz baja, casi inaudible. ¡Micrófono!, exclamaron a metros de ella.

"Parece que al final van a llevar el petitorio a la Casa Rosada", expresó con cierta decepción un hombre de gafas oscuras. "Lo importante es que recién comienza la lucha. Esto es sólo el inicio."

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.