0

Muñecas rusas

Víctor Hugo Ghitta
0
3 de octubre de 2017  

Fuente: AFP - Crédito: Miladen Antonov

No hay rencores con el presidente Trump en Rusia, todo lo contrario. Los lazos de camaradería, bajo sospecha después de las elecciones que lo llevaron a la Casa Blanca y motivo de muchos dolores de cabeza, son visibles en las vidrieras de Moscú, donde el turista puede encontrar muñecas rusas como suvenires de su viaje. Pero digámoslo todo: hace tiempo que las populares mamushkas o matrioshkas (nacidas como juguetes de madera en 1890, a manos del pintor Sergei Maliutin, al parecer inspiradas en un parecido dispositivo japonés) dejaron de ser lo que eran. El mercado ha hecho lo suyo, de modo que hace tiempo que a los motivos característicos del país se sumaron las que llevan la imagen de "celebridades" del mundo político: Stalin, Lenin, Gorbachov, el Che, Putin e incluso Tony Blair, Saddam Hussein y el mismísimo Trump. La inminencia del Mundial es prometedora. Cosas del capitalismo salvaje: serás remera o serás mamushka.

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.