Miami: 9 playas que no podés dejar de visitar

Arena, mar y sol: el combo perfecto para relajarse en estas vacaciones
(0)
21 de noviembre de 2017  • 16:44

Miami tiene clima tropical, lo que se traduce en veranos largos, calientes y húmedos e inviernos cortos y templados que, casi siempre, regalan también días de playa. Estas son nuestras playas favoritas, y te contamos por qué en cada caso.

South Beach

Es la franja de playa que le corresponde a Ocean Drive y a toda la cadena de hoteles de SoBe. Incluye Lummus Park y la playa pública entre las calles 5 y 15. Es una playa social.

Key Biscayne

Tiene varias playas en la costa, pero las más concurridas son Bill Baggs (la del faro), Crandon Beach Park, Virginia Key y Hobie Beach (la preferida de los surfers). Podés ir caminando desde Crandon Beach Park hasta Bill Baggs por la playa: tardás 1 hora y 10 minutos (son aproximadamente 5,5 km).

Fort Lauderdale

Sus playas, igual de lindas pero un poco más tranquilas, están a aproximadamente una hora de auto desde South Beach. Ruta de acceso: I-95.

Surfside Beach

Está en North Beach y dicen los que saben que es de las mejores playas de Miami porque se mantiene libre del bullicio que es norma en la isla. Además, el alquiler del servicio de playa es más barato. Está en Collins al norte, a la altura de la calle 93.

Sunny Isles

Es la playa de los condominios. Ideal para vacaciones en familia, parece de difícil acceso si no te estás alojando en una de esas torres. Pero, una vez que encontrás estacionamiento y acceso, no vas a poder creer el color del agua.

South Pointe Park

Porque está en la punta-punta de Miami Beach, permite una vista de 360° del océano que te deja helada. Tiene un muelle, juegos de agua ideales para niños y una marina desde donde zarpan cruceros internacionales.

Matheson Hammock Park

El mejor atardecer posible de toda Miami lo vas a ver desde acá. La playa en sí es chiquita, pero todo el parque conserva una impronta salvaje que es poco frecuente en la ciudad. Hay puestos de alquiler de kayaks y canoas. Está en Coral Gables.

Hallandale Beach y Hollywood Beach

Son dos playas vecinas de mar calmo y ritmo ídem. Hallandale es un poco angosta, pero eso tiene sus ventajas si vas con niños, por ejemplo. Hollywood es más grande y tiene muy buena infraestructura.

Bal Harbour

Es la playa para descansar. Tiene una rambla que corre paralela al mar ideal para caminar o recorrer en bici. También cuenta con accesos públicos.

Algunos consejos antes de encarar la playa

- Bandera violeta: Los guardavidas izan una bandera violeta cuando el mar tiene mucha actividad animal. Las aguavivas y las mantarrayas son habitantes comunes de las playas de Miami.

- Las gaviotas: son lindas de ver, pero molestan. Conviene saber que no les temen a los humanos y que pueden robarte una papa frita de la mano, por ejemplo. ¡Y el ruido que hacen!

- Ojo con las algas: que pueden irritar la piel de los más chicos. En las playas de Miami a la mañana se ve el amanecer en el horizonte y los rayos de sol dan directo. A la tarde, los edificios pueden dar sombra, así que si el plan es hacer playa y pasear, siempre recomiendo empezar por lo primero.

La playa nudista

Haulover Beach no es en su totalidad una playa nudista, pero tiene una parte (entre dos estacionamientos) donde la gente prefiere ir desnuda y otra parte (cerca de la torre de los guardacostas) para los nudistas gays. Vale la pena visitarla. Es una de las playas más bonitas de Miami y está rodeada por un cordón vegetal que la hace mágica y salvaje.

Si te interesó esta nota, puede que también quieras leer: 5 lugares para comer en The Grove

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.