Paolo Guerrero contó lo que tomó antes del control antipoding y señaló a la FIFA: "Soy víctima de una injusticia"

El delantero peruano aseguró que apelará la sanción
(0)
11 de diciembre de 2017  • 16:02

Luego de conocerse la sanción por un año de la FIFA, Paolo Guerrero , emblema de la selección de Perú, salió a dar su descargo y se describió como "victima de una injusticia". Guerrero, que se perderá el Mundial de Rusia por haber dado positivo un control antidoping luego del partido por Eliminatorias frente a la Argentina, habló en el canal brasileño O Globo y se declaró inocente. Además, aseguró que apelará el fallo ante la FIFA.

Durante la entrevista, el delantero de Flamengo dijo que en su estadía en Argentina sólo consumió té, fuera de su habitual dieta. "Tomé un té de anís en Perú porque estaba con una indigestión y en Argentina tomé un té negro con limón y miel porque estaba con gripe", describió. Y agregó: "No voy a ser un loco y tomar un té de coca que sé que me puede perjudicar. En el hotel en Perú usé una taza usada con té de coca que no lavé y me preparé el mío. Estaba contaminada".

Finalmente, el jugador expresó su indignación frente a la sanción, la cual considera injusta, y aseguró que sus ganas de volver a jugar son muy fuertes y apelará para que revean su caso. "Soy inocente, nunca en mi vida consumí algún tipo de drogas. Tengo una carrera de 17 años. Soy víctima de una injusticia. Si la propia FIFA descartó un posible consumo de drogas, ahora no pueden decir que soy culpable. Estoy indignado", concluyó.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.