Dictarán prisión preventiva a la joven que mutiló los genitales a un hombre

Brenda Barattini le cortó los genitales a un hombre con una tijera de podar
Brenda Barattini le cortó los genitales a un hombre con una tijera de podar Fuente: Archivo
El hecho fue en Córdoba hace un mes; ella está detenida y acusada de "lesiones gravísimas agravadas"
Gabriela Origlia
(0)
22 de diciembre de 2017  • 12:36

CÓRDOBA.- La próxima semana -la última antes de la feria judicial- la fiscal de Violencia Familiar Bettina Croppi dictará prisión preventiva para la arquitecta de 26 años que le mutiló los genitales al hombre con el que mantenía una relación. Está detenida en la cárcel de mujeres desde hace casi un mes, cuando se produjo el hecho.

Brenda Barattini, quien hacía poco se había graduado como arquitecta y S.F, el hombre de 40 años (en pareja, con una hija de 11 años y que recientemente había sufrido la muerte de un bebe) habían salido unas seis veces cuando volvieron a encontrarse en el departamento de ella.

Croppi siempre dudó de la primera versión de la mujer, quien dijo que se defendió de un ataque sexual y la imputó de "lesiones gravísimas agravadas". Su primera declaración fue que el músico pasó por su casa a buscar un instrumento y que la atacó. Fue la descripción de las posiciones la que hizo dudar a la fiscal.

Brenda señaló que ella estaba acostada boca abajo con él encima cuando reaccionó, buscó la tijera de podar que estaba debajo de la cama y se defendió. Las diferencias físicas -ella es menuda y él, corpulento- llevaron a dudar a la justicia, según pudo saber LA NACION.

Además, en la casa de ella encontraron una agenda con anotaciones como "bisturí", "cortarle", "cinta...", "su celular", "pedir ayuda" agrandaron las dudas respecto a si tenía algo planeado. El último día de noviembre la joven declaró por seis horas y allí dijo que ella había "simulado disfrutar" en el abuso y que, después, "agarró lo primero que tenía debajo de la cama".

"No sé qué corté", afirmó la joven y apuntó que el hombre la tomó "del cuello". Carlos Nayi, entonces su abogado, reveló que también dijo que sintió "mucho asco, mucho dolor, siento impotencia y me siento destruida". Esas revelaciones le valieron una presentación de la fiscal ante el tribunal de ética del Colegio de Abogados de Córdoba.

S.F, por su lado, declaró que mantenían una relación desde hacía un año y que, en uno de los encuentros ella le preguntó "qué eran ellos". Su respuesta, afirmó, fue que "nada" y que si a ella "le hacía mal o le molestaba, terminaban". La última noche que se vieron ella le propuso: "Te doy lo que me pidas si te tapás los ojos".

Cuando se produjo la mutilación él estaba acostado boca arriba y ella, inclinada, le daba la espalda.

Búsqueda en Google

Fue el iPhone de ella el que terminó de despejar las dudas de los investigadores: los análisis técnicos mostraron búsquedas en Google acerca de cómo seccionar genitales masculinos. Las pericias psicológicas ratificaron que ella es "absolutamente consciente" de sus actos.

Nayi renunció a la defensa de la arquitecta y por la asunción del nuevo abogado es que se demoró el dictado de la prisión preventiva. Mientras tanto espera a que el Colegio de Abogados determine si hay sanción por violar el secreto de sumario.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios