El hermano de Ezequiel Ham: "Volvió el humilde quebrador de pibes"

Tevez junto a Ham tras la lesión del jugador de Argentinos
Tevez junto a Ham tras la lesión del jugador de Argentinos Fuente: LA NACION
Luego de la infracción que dejó al jugador de Argentinos más de año y medio fuera de las canchas por una plancha de Carlos Tevez, así fue la dura bienvenida al Apache al fútbol argentino
(0)
6 de enero de 2018  • 12:45

Aquella tarde en la cancha de Argentinos de septiembre de 2015 quizás fue uno de los días más tristes en la carrera de Carlos Tevez porque un planchazo a Ezequiel Ham le generó una fractura expuesta de tibia y peroné en su pierna derecha, que lo dejó al juvenil 610 días sin poder jugar en una cancha.

Tras el anuncio de su vuelta al fútbol, el hermano de Ezequiel (Yamil) se acordó de aquella acción y en su cuenta personal de Twitter puso sin miramientos: "Chicos Sub 23 del fútbol argentino, cuidado. Volvió el humilde quebrador de pibes".

En aquel 19 de septiembre de 2015, la carrera de Ezequiel Ham se transformó definitivamente porque de ser una promesa de la cantera del Bicho pasó a ser uno de los jugadores prescindibles en este mercado de pases estival con un contrato que finaliza en 2019 y genera incertidumbre sobre su futuro.

Si bien Tevez siempre manifestó que fue a trabar sin mala intención y dos días después fue a visitarlo a la clínica, la familia mantiene recelo sobre el Apache porque luego no siguió la evolución del jugador. Si el Turquito sigue en Argentinos podría cruzarse con el Boca de Tevez en la 18° jornada de la Superliga el próximo 5 de marzo también en el estadio Diego Armando Maradona.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.