Bahía Basket, la universidad del básquetbol: un proyecto que Pepe Sánchez puso en marcha con el Dow Center

Pepe Sánchez quiere crear la primera universidad de básquetbol en la Argentina
Pepe Sánchez quiere crear la primera universidad de básquetbol en la Argentina
"Maridar el deporte con la educación es la meta. Quiero una educación que apunte más a la creatividad y a los sistemas abiertos", contó el presidente de la entidad bahiense; Sebastián Ginóbili está muy entusiasmado con la propuesta
Diego Morini
(0)
10 de enero de 2018  • 23:50

Pensar únicamente en un proyecto que promete emular a un centro deportivo de la NBA es perder de vista el punto final. Hace un tiempo, el autor intelectual de toda esta historia, Juan Ignacio Sánchez , o Pepe, como es más conocido, contó en una entrevista con La Nación, que tenía un sueño: convertir a Bahía Basket en una universidad de básquetbol . Y mientras alguno podía pensar que sólo se trataba de un garabato en el aire o de una frase perfecta para construir imagen, todo aquello comenzó a tomar forma cuando se oficializó que se construirá el Dow Center, el Centro de Entrenamiento de Alto Rendimiento que será el hogar del equipo bahiense para la temporada 2018-19 de la Liga Nacional. Pero, todo esto es apenas un detalle, porque para el máximo anhelo de Pepe es que todo crezca de la mano de la educación y de allí no quiere moverse.

El Dow Center

Todo está en marcha. Es un proyecto de altísimo nivel. Con tres canchas de entrenamiento, que puede transformarse en un estadio con capacidad para 4000 personas sentadas. El Dow Center está ubicado cerca del aeropuerto de Bahía Blanca. Tendrá un complejo de 10 departamentos y 56 dormitorios para reclutar a 100 chicos. La proyección está en convertirse en una referencia en Latinoamérica. Pero sabe Pepe Sánchez que para convertirse en un faro de este lado del continente, no es suficiente con el básquetbol: "Definitivamente la unión entre aprendizaje y deporte, es el objetivo, claramente quiero llegar a esa instancia y el Dow Center es un primer paso a eso. Es un objetivo. Tengo claro qué tipo de educación deportiva sería. Maridar el deporte con la educación es la meta. Quiero una educación que apunte más a la creatividad y a los sistemas abiertos", le contó Pepe Sánchez a La Nación.

El apoyo de Manu Ginóbili

La tarea no sólo se concentra en lo que propone Sánchez, sino que todo el staff de trabajo de Bahía Basket está involucrado en la historia. Sebastián Ginóbili , el entrenador del equipo, es uno de los hombres que también tracciona para que se concrete este sueño de crear una Universidad de básquetbol. "Estamos trabajando con jóvenes desde hace rato en Bahía Basket, pero la verdad es que estábamos atrasados en estructura. Esta posibilidad de tener el Dow Center, nos facilita el trabajo, pero también nos carga de más responsabilidad, porque un desafío mayor respecto al desarrollo de los talentos. Es algo que me moviliza, que me ilusiona. Esperemos que todos los involucrados también estemos al nivel adecuando de un proyecto de esta magnitud", reflexionó Sepo.

Hace tres años Pepe recuperó galpones municipales abandonados en el barrio San Roque para crear el Polideportivo Norte. Allí se formó una escuelita social a la que se calculan que se acercan cerca de 150 chicos. Además, ese complejo sirve de bunker de Bahía Basket, porque tiene dos canchas, con oficinas y vestuarios. Ahora el escenario será diferente, porque no sólo habrá un estadio multipropósito y alojamientos para los chicos que lleguen al club, sino que también el lugar contará con un comedor, oficinas, un gimnasio, un centro de medicina deportiva de alto rendimiento y un espacio de innovación y creatividad. "Pepe viene de una escuela diferente. Esos 4 años de Universidad en los Estados Unidos le dio una mirada distinta de las cosas. Además, estamos de acuerdo en que no todo es básquetbol en la vida. Queremos chicos que puedan desarrollarse de otra forma, que tengan otras actividades. Me parece que tener un lugar así nos ayuda. La posibilidad que los jugadores tengan otras curiosidades es determinante. Un atleta es mejor si abre su cabeza, si pregunta, se cuestiona, es curioso, tiene inquietudes que excedan el deporte. Es un desafío grande. No tenemos que obligar a nadie a aceptar esta propuesta, debemos convencerlos con acciones concretas y con las herramientas ideales para su desarrollo", comentó Ginóbili.

Sepo Ginóbili, una pieza determinante en la formación de los jóvenes
Sepo Ginóbili, una pieza determinante en la formación de los jóvenes

El norte de Sánchez está claro. Y su contacto con franquicias y universidades de los Estados Unidos, le permitieron desarrollar su idea. Incluso, integrantes de su staff tuvieron intercambios con franquicias de la NBA. No sólo Sebastián Ginóbili participó en San Antonio Spurs, sino que otros asistentes estuvieron en Oklahoma City Thunder. "Recorrí varios centros de entrenamiento de NBA, bastantes de universidades. Después de todo eso, la idea fue diseñar algo a medida. Entendimos que se debía diseñar el universo que yo me imaginaba que cualquier atleta puede querer. Todo lo que vi me sirvió para construir esa idea. Pensamos tener espacios de creatividad, por ejemplo. Tener una sala de salud mental, está dentro del proyecto, para los chicos puedan hacer meditación, relajación, leer. Se buscó adaptar la luz, la música, los colores... Una especie de cápsula del tiempo para desenchufarse de lo que está pasando. Además, un espacio procreatividad. Que haga cosas el jugador vinculado a la creatividad. Pintar o tocar la guitarra o lo que sea. Queremos darle al chico esos lugares que le puedan dar un valor a su formación. Menos horas de Play y más horas de estimular la cabeza", contó Pepe.¬

Está en marcha el proyecto para convertir en Universidad de básquetbol a Bahía Basket y construir una estructura que permita desarrollar una educación informal en el Dow Center. Incluso ya mantuvieron charlas con Sánchez varios neurólogos, creativos, especialista en innovación. "Buscamos entender cuáles son los caminos y cuáles son las teclas que hacen que hoy un chico se interese por la educación. Pretendemos conocer de qué forma y cómo se generan esas inquietudes. Es muy claro el mensaje. Aquello que era un sueño, ya dejó de serlo para convertirse en un objetivo cierto y los motores ya están en marcha.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.